Los Texans desean conseguir a Brandin Cooks de los Rams

Agencia EFE

Houston (EE.UU.), 9 abr (EFE).- El receptor abierto Brandin Cooks dejó de interesar a los Rams de Los Angeles y los Texans de Houston buscan cerrar su traspaso, de acuerdo a varias fuentes periodísticas.

Cooks, jugador clave en la temporada del 2018 que llevó a los Rams al Super Bowl LIII, que luego perdieron por 13-3 ante los Patriots de Nueva Inglaterra, ahora ya no entra en los planes futuros del equipo californiano.

Los Texans, que se quedaron sin DeAndre Hopkins, están necesitados de un receptor abierto consistente y ya le han ofrecido a los Rams una selección de segunda ronda en el sorteo universitario de este año y otra a decidir en el futuro.

Los Rams adquirieron a Cooks y una selección de cuarta vuelta de los Patriots antes del sorteo universitario del 2018 a cambio de una selección de primera ronda.

El equipo de Los Ángeles le hizo luego a Cooks un contrato por cinco temporadas y 81 millones de dólares antes del inicio de campaña.

El entrenador en jefe de los Texans, Bill O'Brien, que defendió el traspaso de Hopkins a los Cardinals de Arizona por quería más dinero, considera que Cooks es el jugador ideal para ocupar su puesto.

Durante las dos temporadas que Cooks ha estado con los Rams atrapó 122 pases para 1.787 yardas y siete anotaciones.

Durante el 2018, Cooks desempeñó una labor crucial en una ofensiva de los Rams que llevó al equipo hasta el Super Bowl LIII. Cooks atrapó 80 envíos para 1.204 yardas y cinco touchdowns.

Sin embargo, la producción de Cooks declinó durante la temporada pasada, experimentando una baja de pases dirigidos y viéndose marginado por dos encuentros por conmociones recurrentes. Cooks atrapó 42 pases para 583 yardas y dos anotaciones.

Los Texans serán el cuarto equipo para el que ha jugado Cooks en sus seis años de carrera.

Los Saints de Nueva Orleans seleccionaron a Cooks con el turno 20 global en el sorteo universitario del 2014. Jugó tres campañas para los Saints antes de ser traspasado a los Patriots, donde jugó durante un año antes de ser adquirido por los Rams.

(c) Agencia EFE