El terror de ‘los pulmones blancos’ en un hospital chino desbordado por la ola de Covid-19

AP

En China, la oleada de infecciones por Ómicron ha tomado por sorpresa a los servicios sanitarios. Las unidades de cuidados intensivos están saturadas, sobre todo en las ciudades medianas de la provincia de Hebei, alrededor de Pekín. Informe desde el hospital de Langfang.

Por Stéphane Lagarde, corresponsal de RFI en Pekín

Camillas con ruedas empujadas con la energía de la desesperación, rostros graves detrás de las mascarillas. Desde hace más de un mes, el hospital de Langfang lucha contra una epidemia que ha tomado por sorpresa a los alrededores rurales. Aquí se cultivaban cereales, verduras y frutas cuando todos enfermaron repentinamente. Por falta de espacio, los pacientes se desploman en los pasillos o se tumban en el suelo. Este familiar acompaña a un hombre de 79 años que tuvo que esperar varios días en urgencias antes de ser ingresado.

“Por supuesto que es Covid-19", dice a RFI. “¡Todo el mundo aquí se ha contagiado! Esperamos abajo durante tres días. Los médicos dicen que los muertos son ancianos, pero nadie vino a vernos. Cada vez nos decían: ‘No hay camas. Si no tienes contactos, ni se te ocurra venir aquí’, enfatiza.

El terror de los "pulmones blancos", una marca de la infección

Los costes de hospitalización son inasequibles para la mayoría de las familias. Lo mismo ocurre con los funerales; aquí también han aumentado las tarifas de los crematorios desbordados por esta epidemia de "pulmón blanco". Una epidemia que, oficialmente, causa pocas víctimas o ninguna.


Leer más sobre RFI Español

Leer tambien:
Varios países toman medidas preventivas ante ola de contagios de covid-19 en China
Preocupa en India el regreso de viajeros chinos tras relajamiento de restricciones
Tokio exigirá pruebas de Covid-19 a los pasajeros procedentes de China