Tensión en Washington: el mensaje de Donald Trump a sus seguidores

LA NACION
·4  min de lectura

El incesante empeño del presidente estadounidense, Donald Trump, por anular el resultado de las elecciones que perdió se ha convertido en la prueba de resistencia más importante de la democracia estadounidense en generaciones, una prueba que no ha sido liderada por la determinación de revolucionarios externos a la Casa Blanca que buscan quebrar el sistema, sino por el dirigente que tiene la responsabilidad de defenderlo.

Dentro de la historia de Estados Unidos, ningún presidente que haya perdido unas las elecciones ha intentado aferrarse al poder impugnando al Colegio Electoral y atentando contra la voluntad de los electores. Hasta ahora. Es un escenario totalmente impensado para los ciudadanos americanos, pero al mismo tiempo, era algo temido desde el comienzo del mandato de Trump.

Tensión en Washington: partidarios de Trump asedian el Congreso y suspenden la sesión

El dirigente utilizó Twitter como vía para descargar sus opiniones al respecto. Ha ido mucho más allá de solo expresar sus reclamos o generar una narrativa que cuide su reputación y justifique una derrota, como lo hizo durante los días posteriores al 3 de noviembre, según insinuaron sus asesores en privado. Trump tuiteó: "Si vicepresidente @Mike_Pence pasa por nosotros, ganaremos la Presidencia. Muchos estados quieren descertificar el error que cometieron al certificar números incorrectos e incluso fraudulentos en un proceso NO aprobado por sus legislaturas estatales (que debe ser). ¡Mike puede devolverlo!". En sus tuits, se dirige no solo a la comunidad americana, sino también interpela al vicepresidente Mike Pence a anular la victoria del presidente electo, Joe Biden.

Trump se dirigió a los militantes de su partido pidiéndoles por favor que no usen la violencia en el Capitolio y defiende a las fuerzas americanas afirmando que están para defender el país. "Les pido a todos en el Capitolio de los Estados Unidos que permanezcan en paz. ¡Sin violencia! Recuerde, NOSOTROS somos el Partido de la Ley y el Orden: respete la Ley y nuestros grandes hombres y mujeres de Azul. ¡Gracias!", afirmó.El Congreso debió cerrar sus puertas para evitar mayores agravios luego de que fanáticos del Presidente rodearon el Parlamento de Estados Unidos que estaba por certificar la victoria de Biden en las elecciones.

El grupo de manifestantes provocó que la seguridad del edificio evacuara el lugar y obligara a suspender momentáneamente la sesión donde se debatían los votos del Colegio Electoral. Las autoridades de seguridad emitieron un anuncio dentro del edificio mientras los representantes se reunían y se esperaba que votaran para afirmar la victoria del líder demócrata. Debido a una "amenaza de seguridad externa", nadie podía entrar o salir del complejo del Capitolio y ambas cámaras entraron abruptamente en un receso.

Los ataques ocurrieron afuera y en las escalinatas del congreso, en el mismo lugar donde el presidente electo Biden tomará posesión en solo dos semanas. Algunos de esos activistas lograron, sin embargo, ingresar al lugar. Los manifestantes derribaron barricadas de metal al pie de los escalones del Capitolio y fueron recibidos por oficiales con equipo antidisturbios. Algunos intentaron empujar a los policías que sostenían escudos y se podía ver a los oficiales disparando gas pimienta contra la multitud para mantenerlos alejados. Trump le hizo un pedido a sus seguidores para evitar los ataques violentos: "Por favor, apoye a nuestra policía del Capitolio y las fuerzas del orden. Realmente están del lado de nuestro país. ¡Mantente en paz!"

Varios grupos de policías se encontraban haciendo guardia alrededor del edificio pero no pudieron contener la arremetida de cientos de personas que escalaron y patearon el vallado, mientras corrían hacia la escalinata del Capitolio. Algunos pudieron cruzar la puerta de entrada, pero adentro fueron detenidos por la policía. La prensa local informó acerca de varios arrestos.

La Policía local ordenó la evacuación de dos edificios del campus del Capitolio: el James Madison Memorial Building de la Biblioteca del Congreso y el Cannon House Office Building, ambos al otro lado de la Avenida Independencia.