Suspenden las clases presenciales en Rosario, Rafaela y otras ciudades de Santa Fe

·4  min de lectura
El gobernador de Santa Fe, Omar Perotti
El gobernador de Santa Fe, Omar Perotti

SANTA FE.- Las clases presenciales en escuelas de los departamentos La Capital, Rosario y San Lorenzo, y en las ciudades de Rafaela (Departamento de Castellanos, al Oeste), Villa Minetti (9 de Julio, al Noroeste) y María Teresa (General López, al Sur), calificados como territorios en colapso sanitario por la segunda ola de contagios de Covid-19, quedarán suspendidas a partir de mañana, y al menos por el término de 10 días, anunció el Gobierno de Santa Fe.

Según pudo saber LA NACION, la administración del gobernador Omar Perotti no descarta además que en el curso de la semana próxima la medida se extienda a otros conglomerados de la provincia.

En tanto, se espera que el gobierno anuncie además el cierre de bares, restaurantes y actividades recreativas y deportivas, y disponga la restricción total de la circulación de personas durante la tarde-noche. No se descarta que los fines de semana el cierre de las actividades recreativas sea total a partir de las 20 y hasta las 6 del día siguiente.

Tregua y preocupación: ante la suba de casos, Nación, Ciudad y Provincia no descartan medidas adicionales

La medida se apoya en la disposición del Ministerio de Salud de la Nación, que incluyó a los departamentos Rosario y La Capital en la categoría epidemiológica de “alarma sanitaria”.

Esa clasificación se estipula cuando grandes aglomerados urbanos, departamentos o partidos de más de 300.000 habitantes poseen una incidencia definida como el número de casos confirmados en los últimos 14 días por 100.000 habitantes, que es igual o superior a 500. También se tiene en cuenta el porcentaje de ocupación de camas de terapia intensiva que se ubica por encima del 80%.

En toda la provincia de Santa Fe, quedaban este martes disponibles solo 10 camas Covid.

La ministra de Educación de la provincia, Adriana Cantero, explicó que se está evaluando “el estado sanitario en general de los departamentos en la provincia”, aunque recordó que tanto Rosario como La Capital se encuentran en “una situación crítica”, según la evaluación que hizo pública el gobierno nacional el pasado lunes.

Coronavirus en la Argentina: Axel Kicillof descarta un regreso a cuarentena estricta

Según lo informado por la titular de la cartera educativa, la medida regirá hasta tanto “el alerta sanitario perdure”. En cuanto a jardines maternales, se debe destacar que los mismos “no dependen del Ministerio (de Educación)” por lo que dependerá de ellos la decisión.

Cantero insistió en que el nivel de aislamiento de burbujas “sigue siendo bajo, lo cual indica que el interior de la escuela es un espacio cuidado, pero, evidentemente, no alcanza si fuera de la escuela no tenemos los cuidados necesarios”. Al ser consultada sobre la posibilidad de extender la medida a otros departamentos, la ministra aseguró que “estamos mirando San Lorenzo y Castellanos”.

Todas estas medidas, las ya confirmadas como la suspensión de las clases presenciales, fueron adelantadas este lunes por el gobernador Perotti a los 55 intendentes de ciudades, al cierre de una jornada intensa de reuniones en la que los máximos referentes sanitarios escucharon el clamor de los médicos de ir hacia una fase más estricta.

Los directores de los hospitales de las ciudades más importantes de la provincia le dijeron a la ministra de Salud, Sonia Martorano, que el sistema sanitario ya “no tiene capacidad de atención”. Por eso, la provincia inició gestiones ante los gobiernos de provincias vecinas para poder efectuar traslados de pacientes Covid, ya que los efectores locales están colapsados.

Perotti toma distancia del Gobierno y se opone al cierre de las exportaciones de carne

Lo que preocupa a los funcionarios santafecinos es la total falta de camas críticas en Rosario, Santa Fe y Rafaela, tanto en el sector público como en el privado. También advierten sobre un gran movimiento de gente en las calles que se torna propicio para que el virus se siga expandiendo.

Además, durante esta segunda ola en Santa Fe quienes están necesitando internación son pacientes con un promedio de edad de 50 años, que demandan una ocupación de camas estimada en unos 21 días.

Elegir a quién atender

El secretario de Salud provincial, Jorge Prieto, avaló las medidas que se están definiendo al asegurar que “queremos evitar que llegue el momento de tomar una decisión electiva”. El sistema de salud está saturado, con capacidad de atención resentida. En la provincia de Santa Fe, el 95% de las camas críticas están ocupadas. Las regiones más complicadas son Rosario con un 99% de ocupación, Santa Fe y Rafaela con un 98% cada una. Por su parte, Venado Tuerto ya alcanzó el 90% de ocupación y Reconquista tiene el 85%.

Prieto aclaró que el total de camas críticas en la provincia no supera las 10 plazas libres en las terapias intensivas. “Tenemos solo 3 camas disponibles en la ciudad de Santa Fe. Hay rotación de camas y no porque el paciente se va de alta, sino porque fallece”, sostuvo el funcionario en declaraciones radiales. “Si no logramos bajar los contagios en la provincia, no hay sistema que aguante. Hay que tomar medidas para frenar el crecimiento vertiginoso de casos”, concluyó.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.