Guerra Rusia-Ucrania: Suecia sigue a Finlandia en el camino hacia la OTAN, pero Turquía anuncia su rechazo

·4  min de lectura
En esta foto de archivo tomada el 25 de octubre de 2021, el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg (izquierda), se reúne con la primera ministra de Finlandia, Sanna Marin
JUSSI NUKARI

ESTOCOLMO / HELSINKI.- El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, dijo el viernes que su país “no está a favor” de que Finlandia y Suecia se unan a la OTAN, lo que indica que Turquía podría usar su estatus como miembro de la alianza militar occidental para vetar el ingreso de los dos países.

El proceso de adhesión de un nuevo miembro que requiere la unanimidad de todos los países que forman parte de la Alianza del Alianza del Atlántico Norte.

“Estamos siguiendo los acontecimientos relacionados con Suecia y Finlandia, pero no tenemos una opinión favorable”, dijo Erdogan a los periodistas, y explicó su oposición citando el supuesto apoyo de Suecia y otros países escandinavos a los militantes kurdos y otros a quienes Turquía considera terroristas.

Además, dijo que no quiere repetir el “error” pasado de Turquía cuando acordó readmitir a Grecia en el ala militar de la OTAN en 1980. Afirmó que la acción había permitido a Grecia “asumir una actitud contra Turquía al apoyar a la OTAN”.

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, y su homólogo ruso Vladimir Putin
El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, y su homólogo ruso Vladimir Putin


El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, y su homólogo ruso Vladimir Putin

Erdogan no dijo abiertamente que bloquearía cualquier intento de adhesión de las dos naciones nórdicas, pero la OTAN toma todas sus decisiones por consenso, lo que significa que cada uno de los 30 países miembros tiene un veto potencial sobre quién puede unirse.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, dijo que Finlandia y Suecia, en caso de que presenten una solicitud formal para unirse a la organización de seguridad más grande del mundo, serían recibidos con los brazos abiertos.

El domingo, fecha clave

Mientras tanto, un informe oficial sobre las ventajas de una adhesión a la OTAN allanó el camino hoy para una candidatura de Suecia, que puede concretarse en cuestión de días, al igual que la de Finlandia.

Tras haber pasado varias décadas fuera de cualquier alianza militar, Helsinki y Estocolmo deben anunciar antes de la próxima semana su candidatura a la OTAN.

El presidente y la primera ministra de Finlandia dijeron el jueves estar a favor a una adhesión “sin demora” a la alianza encabezada por Estados Unidos. Ahora deberán oficializar la candidatura del país este domingo tras una reunión del consejo de gobierno.

El mismo día, el partido socialdemócrata sueco debe pronunciarse sobre la candidatura de su país. Su apoyo levantaría el último obstáculo significativo del lado de Estocolmo.

Sin expresar una recomendación formal, un informe elaborado por el gobierno con todos los partidos en el Parlamento se pronunció a favor de una candidatura sueca. “La pertenencia de Suecia a la OTAN (...) tendría un efecto disuasorio”, concluye el documento de 40 páginas.

Aunque Moscú amenazó a Finlandia y Suecia con “consecuencias” en caso de adhesión, el informe considera muy improbable un ataque armado, pero reconoce que “no se pueden descartar” las “provocaciones” y las “represalias” rusas.

“Nuestra opinión es que no sufriríamos un ataque militar convencional en respuesta a una posible candidatura de la OTAN”, dijo en una rueda de prensa la ministra de Exteriores sueca, Ann Linde.

La primera ministra sueca, Magdalena Andersson, a la izquierda, y la primera ministra finlandesa, Sanna Marin, en una reunión sobre la posible adhesión a la OTAN
Paul Wennerholm


La primera ministra sueca, Magdalena Andersson, a la izquierda, y la primera ministra finlandesa, Sanna Marin, en una reunión sobre la posible adhesión a la OTAN (Paul Wennerholm/)

Aunque una cláusula de ayuda mutua por ser miembro de la Unión Europea ampara a Suecia, el informe concluye que al no ser miembro de la OTAN el país actualmente no tiene “garantías” claras de asistencia en caso de agresión.

Antes de la guerra en Ucrania, el debate en Finlandia y Suecia sobre su adhesión a la OTAN estaba estancado. Pero todo cambió con la invasión rusa. Ambos países buscan ahora una mejor protección militar.

La mitad de los suecos están a favor de la adhesión, según las últimas encuestas. Y dos tercios serían favorables si Finlandia se une también. Más de tres cuartos de los finlandeses quieren contar con la protección de la OTAN.

La amenaza de Moscú

Moscú amenazó ayer con medidas “militares y técnicas” en caso de adhesión de Finlandia. El Consejo de Seguridad de Rusia, un órgano presidido por el presidente Vladimir Putin, discutió las probables candidaturas sueca y finlandesa y “las posibles amenazas a la seguridad de Rusia derivadas de ellas”, según el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov.

Ver a los dos países hasta ahora no alineados unirse a la OTAN, y en particular Finlandia con su frontera de 1300 kilómetros con Rusia, sería un revés estratégico y simbólico para Moscú, según analistas occidentales.

En cuanto a las represalias rusas, “es casi seguro que tendremos ataques híbridos, como ciberataques”, dijo a la AFP Robert Dalsja, investigador del Instituto Sueco de Investigación de Defensa (FOI). “Pero están ocupados con Ucrania (...) Así que dudo mucho que vengan aquí a matar a alguien”.

Preocupados por la reacción de Rusia, Finlandia y Suecia buscan garantías de protección durante los meses que se necesitan antes de su entrada formal en la Alianza Atlántica, como la declaración de asistencia mutua firmada el miércoles con el Reino Unido.

Agencias AFP y AP

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.