"¡Yo soy tu padre!" Buenos y villanos papás en el cine

·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, junio 20 (EL UNIVERSAL).- El Día del padre es motivo de celebración y polémica. Mientras unos festejan el tener una figura paterna en sus vidas otros hacen resurgir el debate sobre el padre ausente y las madres que han tenido que ejercer ambos roles en el cuidado de los hijos.

El cine no está exento de padres que han demostrado no ser un buen ejemplo.

A principios de los 90 Robin Williams nos enseñó en "Papá por siempre" que por los hijos es posible cambiar. El actor interpretó a Daniel Hillard, un hombre que se enfrenta al divorcio porque su esposa está cansada de su falta de compromiso y para pasar tiempo con sus hijos se viste de mujer y se hace pasar por la niñera Mrs. Euphegenia Doubtfire.

Aunque no fue la mejor idea para acercarse a sus hijos, al final se da cuenta de lo que perdió por no estar ahí para su familia y trata de ser un mejor papá.

Pero no todos los casos han terminado con un final feliz y para muestra uno de los villanos más recordados del cine.

Darth Vader sorprendió a todos en la década de los 80 con su famosa línea "No, yo soy tu padre", que le dice a Luke Skywalker cuando se están enfrentando a un duelo luego de que Palpatine le ordenó a Vader destruir a su propio hijo por la amenaza que representa para el lado oscuro.

Al final, Vader demuestra que está del lado de su hijo pero todo el mal que hizo antes quién se lo quita.

¿Qué tal unas vacaciones de ensueño en las que papá se vuelve loco? Así sucede en la cinta "El resplandor", basada en la novela de Stephen King y donde Jack Nicholson interpreta a Jack Torrance, un escritor con un pasado de alcoholismo que comienza un trabajo como vigilante de un hotel en las montañas de Colorado.

Durante el invierno llega ahí con su esposa e hijo donde poco a poco se va volviendo loco al grado de tratar de matarlos.

Otro que quiso matar a su hijo fue Ego, personaje que vemos en "Guardianes de la galaxia Vol. 2". El que se nos presenta como un personaje bueno que ha venido a llenar el vacío de familia que tiene Quill resulta todo lo contrario pues en realidad no es su primer hijo: en una escena Gamora y Nebula descubren restos de huesos de todos los hijos anteriores que Ego ya mató.

Al final del día, el que pensábamos que era el villano de la historia (durante la primera cinta lo vemos también querer matar a Quill), Yondu, resultó ser un verdadero papá para él.

Y en un nivel no tan extremo están otros papás clásicos, los de "Matilda", que en la cinta de 1996 trataban mal a su hija, no la impulsaba a creer en sí misma, y mucho menos la animaban a aprender a través de los libros o incluso yendo a la escuela. Ambos se redimen un poco al final de la cinta cuando dejan que sea adoptada por su maestra.

Pero además del cine, las series y los personajes animados no se quedan atrás pues clásicos como "Los Simpson" y "Dragon Ball" también tienen sus ejemplos: Homero y Goku, no son los mejores ejemplos para sus hijos, en el caso del segundo, por ejemplo, es en gran parte de la historia un padre ausente y un tanto desatento.

¿Qué otro mal padre recuerdan?

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.