Sorpresa en Nueva York: las acciones argentinas caen hasta 7%

·4  min de lectura
Bolsa de Valores de Buenos Aires, 26/09/18
Marcos Brindicci/Reuters

Los activos argentinos siguieron sin poder cortar la mala racha que vienen transitando desde la semana pasada. Aunque el mercado financiero local se mantuvo cerrado por el feriado del Día de la Soberanía Nacional, este lunes las acciones argentinas que cotizan en Wall Street (ADR) operaron con fuertes bajas en la bolsa de Nueva York y el riesgo país alcanzó nuevos valores máximos en 14 meses.

Sucede que el día después de las elecciones legislativas dejó más dudas que certezas. Por estas jornadas la atención está puesta en las señales políticas que deja entrever el Ejecutivo sobre qué rumbo tomará de cara a los próximos dos años que le quedan de Gobierno. La presentación de un plan plurianual y la intención de cerrar un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) fueron algunos guiños para el mercado, por lo menos desde “lo discursivo”.

“No obstante, el plan de acción del oficialismo se encuentra plagado de inconsistencias. Sin cambios en la regulación local, el ansiado crecimiento económico quedará solo en una expresión de deseo. Y con ello, se derrumbarán las posibilidades que tiene el Gobierno de cerrar los actuales desequilibrios fiscales y monetarios. Así lo piensa el mercado, y lo dejó en claro con el price action de los activos tras el 14-N”, observó Nery Persichini, de GMA Capital.

Uno de cada tres hogares que antes era de clase media, ahora es pobre

Al observar el comportamiento de las acciones argentinas, este lunes la caída fue encabezada por los papeles del unicornio Globant, los cuales registraron un descenso del 6,8%. En la lista le siguieron Mercado Libre (-5,8%), Loma Negra (-5,5%), el Banco Francés (-4,8%), el Banco Macro (-4%), Grupo Financiero Galicia (-3,9%) y Despegar (-3,6%). En sentido opuesto, Edenor presentó una suba del 2,4%, Ternium del 1,3% e Irsa Propiedades Comerciales del 1,1%.

La baja de esta jornada se sumó a “las caídas dramáticas” de la semana pasada. Al cierre del viernes, los ADRs habían recortado hasta el 19% de su valor en las últimas cinco ruedas, liderado principalmente por los papeles bancarios, según un relevamiento de la sociedad de bolsa. En tanto, el S&P Merval medido en dólares contado con liquidación (CCL) retrocedió más de 7% y perforó los US$400. Esta semana no vendría a ser diferente.

Rendimiento en dólares de las acciones argentinas del lunes 15 al cierre del viernes 19 de noviembre, por GMA Capital
Rendimiento en dólares de las acciones argentinas del lunes 15 al cierre del viernes 19 de noviembre, por GMA Capital


Rendimiento en dólares de las acciones argentinas del lunes 15 al cierre del viernes 19 de noviembre, por GMA Capital

“A diferencia del rally electoral del día después de las PASO, las primeras jornadas tras las legislativas mostraron señales mixtas en un mercado en el que persiste elevada la incertidumbre pese al anuncio presidencial de enviar al Congreso un plan plurianual en busca de un acuerdo con el FMI sobre el devenir económico”, agregó Equilibra.

En el mismo sentido apuntó Fernando Marull, economista de FMyA, quien remarcó que por estos días el driver “es el nerviosismo del mercado” en dos frentes. Por un lado, las negociaciones con el FMI. Por el otro, la presión sobre las reservas y el dólar.

“En este contexto, el Banco Central (BCRA) dejó de usar reservas para bajar el dólar contado con liquidación ‘regulado’, estrategia que le consumió U$S2500millones de reservas desde octubre del año pasado. El resultado: saltó el ‘dólar CCL regulado’ y se igualó al ‘CCL libre’. Siguen vigentes todas las limitaciones para operar dólar CCL y MEP”, indicó. En cuestión de días, el tipo de cambio mediante bonos AL30 pasó de valer $184 a cerrar la semana entre los $203 (MEP) y $213 (CCL).

Evolución del riesgo país en los últimos dos años. Gráfico de Equilibra
Evolución del riesgo país en los últimos dos años. Gráfico de Equilibra


Evolución del riesgo país en los últimos dos años. Gráfico de Equilibra

Por otra parte, este lunes el riesgo país inició la semana con un avance de 32 puntos básicos (+1,8%) y se posicionó en las 1776 unidades. Se trata del número más alto desde el último canje de deuda, en septiembre de 2020. Desde aquel entonces, cuando el índice que elabora el JP Morgan había descendido hasta los 1108 puntos, acumuló una suba total de 668 unidades.

Es un nivel elevadísimo que refleja con claridad la desconfianza de los inversores tanto respecto a alcanzar un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional como al posterior cumplimiento de los compromisos de deuda”, dijo Gustavo Ber, titular de Estudio Ber.

Para Lucas Yatche, senior financial advisor de Liebre Capital, el riesgo país está en máximos de corto plazo porque los bonos ya descontaron los peores escenarios posibles. Es por eso que viene acumulando no solo días, sino meses negativos. “En un contexto donde el déficit fiscal es creciente y no hay señales de que esto se vaya a revertir, con reservas líquidas casi en cero, al mercado le cuesta comprar estos títulos de deuda y creer que van a terminar en buenos términos. A medida que se den señales opuestas, empezaremos a ver recuperación en estos activos, que están a niveles muy bajos”, cerró.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.