La sorpresa del voto cruzado

·8  min de lectura

Sectores ciudadanos votarán por candidatos del PES y PAN. ¿Será suficiente para vencer a Morena?

La promoción del voto cruzado en Baja California es una figura que cobra popularidad en esta elección como una forma de elegir candidatos de diferente partido y que tienen posibilidad de ganarle a Morena, el partido en el gobierno.

Recientemente, sobre todo en Tijuana, se han visto unidades del transporte público y vehículos particulares con engomados de candidatos de partidos que compiten entre sí: Jorge Ramos Hernández, de la coalición Va x Baja California y Jorge Hank Rhon, del Partido Encuentro Solidario.

Los dos Jorge son emanados de partidos distintos, y han gobernado Tijuana en épocas distintas, aunque hoy compiten por cargos distintos, desde institutos políticos.

En papel, los partidos de cada uno compiten pero en la práctica, hay sectores ciudadanos y políticos con intereses en común que promueven a los dos Jorge a la hora de votar.

Ese es el voto cruzado que se advierte como una de las formas en que la población elegirá gobernantes el próximo 6 de junio en Baja California.

Unidades del transporte público y vehículos particulares utilizan engomados de candidatos de partidos que compiten entre sí: Jorge Ramos Hernández, de la coalición Va x Baja California y Jorge Hank Rhon, del Partido Encuentro Solidario.

Jorge Ramos Hernández, militante del Partido Acción Nacional (PAN) que compite por la alcaldía de Tijuana busca el voto en alianza con el Partido de la Revolución Democrática (PRD), el Partido Revolucionario Institucional (PRI), y el propio PAN.

Hank Rhon, que nació en cuna priísta y se vio rechazado por su partido, hoy busca el voto a través del Partido Encuentro Solidario (PES), un instituto afín y promotor de políticas conservadoras.

Para el analista político, Benedicto Ruiz, si el fenómeno del voto cruzado sucede en la entidad, las encuestas previas a la elección, podrían no arrojar información certera sobre la preferencias electorales de los votantes.

Ruiz dijo que las encuestas realizadas hasta el momento, colocan por delante a Morena “pero allá abajo se está procesando un voto diferenciado que puede inclinar la balanza”.

“Puede haber una sorpresa, porque las encuestas no miden correctamente cuando se está gestando este voto cruzado, porque la gente no lo dice”.

El director de la casa encuestadora Plural.mx, Lauro Ortiz, que ha publicado varias encuestas en estas campañas electorales, dijo desconocer si las personas encuestadas se reserven si van a votar por diferentes partidos, porque ellos no han hecho esa pregunta.

“Ni nosotros, ni otras personas que se dedican a levantar encuestas han preguntado por el voto cruzado, no hay ese cruce de información, este fenómeno que están impulsando algunos panistas, priistas y ex priistas”, dijo en entrevista.

En la última encuesta publicada por Plural.mx, cuando se le pregunta a las personas sobre qué partido cree que ganará las elecciones del domingo 6 de junio, el 53% dijo que Morena, el 15% PAN, el 6% PRI, 1% el PRD y 0% para el PES.

En la intención del voto por candidatos, Marina del Pilar por Morena bajó al 44%, Lupita Jones con el 15%, que si sumamos el porcentaje de los partidos de la alianza Va X Baja California (PAN-PRI-PRD), debería sumar 22%.

El PES sube del 0% al 15% al mencionar el nombre de Jorge Hank.

Jorge Ramos Hernández dice que él no está promoviendo el voto cruzado, que no está en su agenda de campaña y respeta la libertad de los tijuanense para votar por quien deseen.

Lauro Ortiz recordó que el voto cruzado ya se dio en la entidad en 2013, cuando Francisco Vega, candidato a gobernador representando al PAN, ganó la votación en Tijuana, sin embargo el candidato a la alcaldía de Tijuana, Alejandro Monraz, perdió ante Jorge Astiazarán, representando al PRI.

El director de Plural.mx previó que las próximas elecciones se dará el voto cruzado, pero cree que la marca de Morena se va imponer por el amplio margen de ventaja entre los candidatos de este partido respecto a los segundo lugares.

“Las encuestas muestran una tendencia muy amplia a Morena, por lo que considero difícil revertir esta tendencia aún con el fenómeno del voto cruzado”, agregó.

Para el analista político, Benedicto Ruiz, es difícil establecer el impacto que podría tener el fenómeno del voto cruzado, porque dependerá de la magnitud, el cual deberá de ser por lo menos un 20% del votante para que haya una inclinación significativa que pueda marcar tendencia.

Benedicto Ruiz dijo que este voto cruzado quizás no cambie los resultados de la próxima elección porque todavía no es muy grande este universo, pero ya se está generando, en mediano plazo, una opción más sólida contra Morena.

Para el analista político, el voto cruzado se está desarrollando en el estado, porque está creciendo una oposición hacia Morena, particularmente en Tijuana.

“El fenómeno lo percibo en las redes sociales, en las conversaciones diarias, en los cafés, se escucha que la gente está decidiendo su voto así “, relató.

David Cervantes, un residente de distrito 10 local planea votar el domingo 6 de junio, y el voto cruzado es una de las opciones que tiene en mente.

Y aunque David dijo que aún está definiendo por quién votará, aseguró que no lo hará por Morena.

Hace unos días, Hank dijo que él y su equipo político no difundían o pedían el voto cruzado entre sus electores, y que al contrario, pedían el voto completo a favor del PES.

“En eso estoy pensando, cuál serían los menos malos, yo creo que por los dos Jorge, y que le ganen a Morena”, dijo David, propietario de un local de pinturas para automóvil.

Este tipo de voto diferenciado sucede cuando los ciudadanos no quieren que gane cierto partido y ven posibilidades que les ganen otros candidatos, sin importar el partido que representen o si se identifican con su ideología.

Sobre el perfil de los votantes, Benedicto Ruiz dijo que son personas que por lo regular se involucran en la política, que quieren que su voto influya en la elección, no van a votar por votar.

No es la primera vez que vemos un voto cruzado. En otras elecciones, por ejemplo en la de 2018, sucedió cuando militantes y simpatizantes del Partido Nueva Alianza votaron por Andrés Manuel López Obrador.

“En Tijuana, hay un proceso en el que se está decantando el voto por Jorge Ramos, el candidato de alianza PRI-PAN-PRD, y votar por Jorge Hank Rhon para gobernador, la gente los percibe como posibles candidatos que pueden ganarle a Morena”, comparó Ruiz.

Pero estos dos candidatos dicen en público que no lo promueven.

El voto cruzado es un fenómeno atípico porque a los partidos les interesa el voto parejo, es decir, que el ciudadano vote por todos los candidatos del mismo partido.

Jorge Ramos Hernández dice que él no está promoviendo el voto cruzado, que no está en su agenda de campaña y respeta la libertad de los tijuanense para votar por quien deseen.

Recientemente dijo que no promueve el voto por Jorge Hank: “yo tengo una candidata a la gubernatura que es Lupita Jones, y apoyo a toda la planilla de candidatos que viene en la alianza, para mi la agenda no es el voto cruzado, es sacar a Morena”.

Y Jorge Hank Rhon, también dice que no es promotor del voto combinado. “El único llamado es votar todo por el PES”.

Hace unos días, Hank dijo que él y su equipo político no difundían o pedían el voto cruzado entre sus electores, y que al contrario, pedían el voto completo a favor del PES.

“Nos hicieron trampa en el Instituto Electoral, no va a estar el apellido Leyzaola, estará el nombre de Ranier Falcón, por eso les pido que voten todo por el PES, no por los nombres”, dijo Hank a vecinos de la colonia 3 de octubre.

El voto cruzado es un fenómeno atípico porque a los partidos les interesa el voto parejo, es decir, que el ciudadano vote por todos los candidatos del mismo partido.

“La gente no está votando por partido, salvo el caso de Morena que hay un elector que si va a votar parejo”, explicó el analista Benedicto Ruiz.

En el resto de los partidos, dijo Ruiz, “hay un rechazo al voto cruzado, quieren que la gente no haga una diferenciación pero la verdad es que el fenómeno de la diferenciación en el voto está creciendo y no lo pueden detener, es inevitable”.

Esto desde luego no es bien visto por Enrique Méndez, dirigente estatal del PAN, que busca la gubernatura con Lupita Jones como candidata, y compite por ese puesto, precisamente contra Hank Rhon.

“Nosotros estamos tranquilos y contentos con la campaña que tenemos, repudiamos la campaña perversa que han implementado, de que estamos promoviendo voto cruzado, yo quiero decirles con mucha claridad, que aquí en el Partido Acción Nacional no se está promoviendo ningún voto cruzado, nosotros estamos promoviendo el voto para todas las candidaturas de la alianza”, dijo Méndez Juárez.