Sorprende gobierno federal a Canacine

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 15 (EL UNIVERSAL).- La Cámara Nacional de la Industria Cinematográfica, que aglutina a productores, exhibidores y distribuidores afincados en México, se declaró sorprendida por la actitud que el gobierno federal ha tenido hacia el cine con miras al año 2021.

Esta semana la Cámara de Diputados aceptó reducir en 46 millones el presupuesto para el Instituto Mexicano de Cinematografía, lo cual se suma a la extinción, impulsada desde el ejecutivo, del Fidecine y Foprocine, figuras que apoyaban producciones de corte comercial y autoral, respectivamente.

De los 191 millones destinados por Hacienda para el Imcine, 115 están considerados en el rubro de Transferencias, asignaciones, subsidios y otras ayudas, donde estaban contemplados Fidecine y Foprocine.

La cifra es 27 millones de pesos menos que ambas figuras tuvieron globalmente este año.

Tábata Vilar Villa, directora de la Cámara, recordó lo dicho por Mario Delgado, quien es el coordinador de la fracción morenista en Diputados, frente a la comunidad fílmica.

"La industria y la comunidad cinematográfica está realmente desconcertada, porque cuando se desaparece el Foprocine se dijo que se iba a juntar un fondo único que iba a juntarlo al Fidecine, eso lo dijo Mario Delgado", apuntó.

"Después que siempre no: se desaparecían todos los fideicomisos y no se hacía ningún fondo; luego en la sesión donde los diputados desaparecieron los fideicomisos, los diputados de Morena dijeron que el dinero del Fidecine se iba a meter al presupuesto 2021, pero nada de eso pasó", agregó.

Vilar Villa añadió que Andrés Manuel López Obrador, presidente de la República, ha indicado que los apoyos se darían de maneta directa a los beneficiados, pero tampoco ha pasado eso.

"Entonces hay mucho desconcierto e incredulidad respecto a la palabra de nuestros diputados y de nuestro propio Presidente", recalcó.

En los últimos 18 años, entre el Fidecine y Foprocine se produjeron 700 películas como La ley de Herodes y El infierno, que dirigió Luis Estrada y que protagonizó Damián Alcázar; El violín, sobre un humilde campesino que combate contra la opresión del gobierno; La camarista, No se aceptan devoluciones, que dirigió y actuó Eugenio Derbez y también las cintas de Huevocartoon, entre otras.

Los 27 millones de pesos para apoyar la producción podrían apoyar, en promedio, media docena de producciones.