Dos sistemas en el Atlántico podrían convertirse en depresiones tropicales. ¿Cuál sería su ruta?

·2  min de lectura
NOAA

Dos sistemas en el Atlántico podrían transformase en depresiones tropicales esta semana, pero uno tendría una vida corta debido a las condiciones ambientales desfavorables, de acuerdo con los pronósticos de los meteorólogos del Centro Nacional de Huracanes (NHC).

Un área amplia y alargada de baja presión ubicada a varios cientos millas al este de las Antillas menores tiene 50% de probabilidad de formación a 48 horas y de 80% a cinco días, informó el NHC este martes.

“Está produciendo una gran zona de lluvias y tormentas eléctricas desorganizadas. Aunque las condiciones ambientales son poco propicias, algún desarrollo gradual de este sistema se espera en los próximos días y es probable que la depresión tropical se forme a finales de esta semana”, vaticinó.

Se pronostica que la perturbación se mueva lentamente hacia el oeste y luego al oeste-noroeste entre 5 a 10 mph, hacia las aguas adyacentes al norte de las Antillas menores.

Sube probabilidad de que se forme depresión tropical en el Atlántico. Vigilan otros tres sistemas

Los meteorólogos también vigilan una onda tropical acompañada de una amplia zona de baja presión que está ubicada en la costa oeste de África.

Es posible cierto desarrollo gradual y el sistema podría convertirse en una depresión tropical de corta duración sobre el extremo este del Atlántico durante los próximos días.

A finales de esta semana, se pronostica que la perturbación pasará a zonas con aguas más frías y no se espera un mayor desarrollo.

El sistema podría traer fuertes lluvias locales a porciones de las islas de Cabo Verde el miércoles.

Su probabilidad de formación en 48 horas es de 20% y a cinco días 40%.

Otras dos ondas tropicales se disiparon, dijo el NHC.

La temporada de huracanes en el Atlántico ha estado relativamente tranquila hasta el momento debido al aire seco y polvoriento del desierto del Sahara, combinado con una cizalladura de viento desfavorable.

Los meteorólogos de la Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica (NOAA) actualizaron los pronósticos la semana pasada y ahora se prevé entre 14 y 20 tormentas con nombre (vientos de 39 mph o más), de las cuales 6 a 10 podrían convertirse en huracanes (vientos de 74 mph o más) y de esos entre 3 a 5 podrían convertirse en huracanes de categoría mayor (vientos de 111 mph o más).

Solo se han formado tres tormentas Alex, Bonnie y Colin y ningún huracán.