¿Qué serie fue mejor? ¿Loki o WandaVisión?

·8  min de lectura
¿Qué serie fue mejor? ¿Loki o WandaVisión?
¿Qué serie fue mejor? ¿Loki o WandaVisión?

Atención, este artículo contiene spoilers, así que te recomendamos no leerlo si no has visto de principio a fin dichas series.

El sexto y último episodio de Loki nos dejó con un gran sabor de boca, no solo por las implicaciones de su final, que abre la puerta a nuevas amenazas, sino porque el argumento derivará en una segunda temporada, posiblemente a estrenarse el próximo año.
Viendo a sus antecesoras como Falcon and the Winter Soldier o WandaVisión y haciendo una evaluación general como espectadores, es pertinente preguntarse ¿Cuál de todas estas series ha sido la mejor?

Sin dudas no se trata de una decisión fácil de tomar. Cada una de ellas tuvo un lugar muy especial en nuestros corazones, pero por el impacto y cariño de la audiencia creo que podemos descartar por consenso a Falcon and the Winter Soldier.
Más allá de que su discurso haya sido sumamente importante y necesario para nuestra sociedad actual, llevándonos a reflexionar sobre el racismo, la desigualdad y la inmigración; cualquier entrega de entretenimiento debe destacarse por conectar con las emociones del público, eso, aunado a una mala elección de villana, (como es casi costumbre en el UCM pues no se les da muy bien el desarrollo de los antagonistas), dejó a dicha miniserie por debajo de WandaVisión y Loki.

Vayamos ahora con los competidores principales y analicemos sus fortalezas y debilidades.
Loki va primero.
Ser testigos de la transición de un mentiroso y embustero como es el Dios del Engaño a una persona mucho más compleja, emocional y humana, nos hizo quererlo aún más.
La interpretación de Tom Hiddleston con sus grandes matices y su notoria personalidad ha hecho que empaticemos inmediatamente con él y su situación, de hecho, en lo personal, se convirtió en mi personaje favorito del UCM.

La situación en la que se vio inmerso lo llevó en un viaje de autoconocimiento increíble, pues se dio cuenta de por qué hace lo que hace y lastima a aquellos a su alrededor. El juego psicológico con la reflexión en esa escena del interrogatorio no pudo estar mejor escrita.

Por otro lado, si hay algo que hemos aprendido en el proceso es que todos pueden cambiar y merecen ser amados, tal y como se lo dijo el personaje de Mobius, interpretado genialmente por Owen Wilson.

La dupla de estos dos con un ingenio a la par, siendo ‘friendemies’, llevó a hacer llevadera una trama que a momentos parecía lenta. La creatividad de los diálogos con sus discusiones hizo que la entrega ascendiera a un nuevo nivel.

Locuaz, mordaz y descarado, Loki fue abandonando su naturaleza tramposa al conocer a su otra versión: Sylvie, encarnada magistralmente por Sophia Di Martino.

Aunque la misión de ambos era acabar con la AVT y tener el control de su propio destino, al interactuar a lo largo de los episodios, librar batallas juntos y compartir detalles personales de su pasado, los llevó a algo casi imposible, enamorarse de sí mismos, algo que podría provocar un caos cósmico.
Dejémonos de paradojas narcisistas en lo que implica lo anterior dicho y enfoquémonos en lo verosímil y auténtica que luce la relación entre ambos personajes en pantalla; sin forcejeos, sin demasiada cursilería, justo en la dosis perfecta para complementarse. Esa escena donde comparten una manta hizo que muchos volvieran a creer en el amor.

Cabe mencionar que no todo es perfecto, Sylvie desconfía de Loki y este por experiencia no es de fiar, pues siempre ha mentido para conseguir lo que quiere, y es por eso por lo que su relación se vuelve turbulenta. Sylvie no quiere ser lastimada. Loki por su parte se ha entregado a nuevas oportunidades dejando el pasado atrás, arrepintiéndose de sus actos, pero es justo por eso que se siente desmerecedor del amor o de recibir algo bueno.

Ese beso en el episodio final fue gran recompensa, pero tuvo un sabor agridulce por lo que vimos después.

Lo genial dentro de este panorama es que, como ya mencionamos, Loki tendrá una segunda temporada y ahí podremos ver cómo continua este viaje y si alguna de esas variantes de “El Que Prevalece” en realidad es Kang, El Conquistador, una teoría que cada vez adquiere más fuerza en el fandom. Las líneas temporales desatadas son también una puerta a lo que puede ocurrir en Spider-Man No Way Home y Dr. Strange in the Multiverse of Madness, ¡ni se diga de la inclusión de los X-Men o los 4 Fantásticos!

En resumen, Loki tuvo acción contenida y su fuerte fueron los diálogos y el desarrollo de sus personajes, no se olvida por ejemplo la versión del clásico Loki encarnada por Richard E. Grant que con una sola escena ganó varios adeptos o el enternecedor y mordelón cocodriloki que le arrebató una mano al presidente Loki, ¡vaya que nos reímos bastante con eso! y con la pelea de un Loki que traicionó a los Lokis y que a su vez fue traicionado por otro Loki que también fue traicionado por otros Lokis, en fin, un rollo.

Luego de este resumen algo confuso, le toca a la hechicera favorita de todos.
WandaVisión fue la primera serie de Disney Plus del Universo Cinematográfico de Marvel. Su llegada causó un revuelo mediático impresionante. El cambio de tono y lo retorcido de los episodios iniciales con los cambios de época y un borrado de memoria involuntario, aportó un elemento curioso para los fans que nos hizo pensar en múltiples teorías.

Difícil discernir entre la realidad y la fantasía, aceptamos el viaje que aportó mucho fuego a la discusión sobre lo que verdaderamente estaba sucediendo o hacia dónde iba el argumento.
Marvel se aventuró a hacer algo nuevo, arriesgado y diferente; una sitcom de los 50’s en su presentación inicial que fue evolucionando hasta tornarse en algo cada vez más misterioso e interesante.

Wanda se vio inmersa en tener una vida perfecta al lado de su esposo Visión, sin embargo, este ya había fallecido, por lo que de entrada sabíamos que podría tratarse de una ilusión ¡Y no nos equivocamos! Bueno, en parte.
Lidiar con el dolor de la pérdida y la negación de la realidad hizo que pusiéramos atención a la problemática que muchas personas atraviesan como lo es la depresión. El tema va adquiriendo diferentes tonalidades y se construye irónicamente de forma genuina en un panorama completamente ficticio.

La relación entre Wanda y Visión encendió las chispas de lo que implica vivir en matrimonio, pasar por discusiones, los problemas con los hijos, el trabajo, los deberes de la casa y la vida en vecindario.

Sobre las interpretaciones solo tengo palmas para ofrecer a Elizabeth Olsen, pues no pudo existir otra actriz más perfecta para el papel. Ella pudo retratar a una mujer cálida, afectiva, amorosa, pero también lastimada a niveles muy íntimos, lo cual la lleva a liberar una furia contenida y a tener personas bajo su control para que funjan como títeres en su falso espectáculo solo para satisfacción personal y cerrar las heridas. La ilusión como vimos no duró mucho tiempo y acarreó sus consecuencias.

La montaña rusa de emociones que iban de la risa al llanto y las demostraciones más bonitas de afecto hizo que el montaje funcionara y se sostuviera bien, especialmente en los últimos capítulos donde los secretos fueron desvelándose.
Valiéndose de claras referencias a shows como Malcolm el de en medio, Hechizada, That’ 70s Show y Modern Family, la mezcla de humor, easter eggs, personajes pintorescos y complejidad de guion, le otorgan, en lo personal a WandaVision un escaño apenas por encima de Loki y no porque sea mejor (eso lo decidirá cada quien), sino porque me ha gustado más.

Es cierto que su final quizás no fue lo más esperado por la mayoría de los fans; hubo decepciones en el camino como lo relacionado a Pietro o la no revelación de Mephisto. Agatha Harkness fue a su vez una villana algo intrascendente, pues recordemos que atención siempre estaba enfocada en Wanda, y se entiende, pero lo bueno es que ya la veremos luego.

¿Será la Bruja Escalata la próxima villana a derrotar en la fase 4 del UCM? Esa es una interrogante muy válida luego de ver lo poderosa que puede ser y cómo esta entidad oscura puede llegar a tener el control de Wanda si no tiene cuidado.

En términos generales, la gran conversación que generó WandaVisión junto a un guion muy bien construido que sale de lo convencional de salvar al universo de una amenaza (como siempre sucede en las películas de superhéroes), le dan la victoria a esta serie que la harán memorable por muchísimos años.
Mi especial reconocimiento para Paul Bettany y Elizabeth Olsen que recientemente fueron nominados al Emmy por sus interpretaciones. Ya veremos si lo mismo sucede con la dupla de Tom Hiddleston y Sophia Di Martino, que recalco, tienen un lugar especial en mi alma pues Loki me ha encantado de principio a fin.
Lo que he escrito arriba es apenas un humilde mini análisis que no le hace justicia a todo lo que podemos inferir de dichas series, con apartados que podrían derivar en una tesis. {ero lo que sí podemos hacer es revivir los momentos más emotivos de ambas entregas disfrutándolas una y otra vez y encontrando detalles que quizás se nos pasaron por alto.
Tú ¿Qué opinas? ¿Cuál de ambas series te gustó más?

Video Relacionado: "WandaVision" Nuevo Trailer

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.