La sequía en Italia se agrava y rompe récords: autoridad del agua

·2  min de lectura

Por Crispian Balmer

ROMA, 23 jun (Reuters) - Las condiciones de sequía se están extendiendo rápidamente por Italia, con ríos y embalses secándose y el pronóstico de temperaturas más altas probablemente empeore las cosas, advirtió el jueves la autoridad de riego del país.

Varias regiones italianas ya han declarado el estado de emergencia para permitir que se liberen fondos para contrarrestar la creciente crisis del agua, mientras que las asociaciones agrícolas dicen que la producción se desplomará este año en áreas de cultivo clave.

"Una combinación de la peor sequía de los últimos años y temperaturas (...) que rozaron los 40 grados centígrados a fines de junio, están llevando a Italia hacia una situación ambiental y económica dramática", dijo el organismo de irrigación ANBI.

El río más largo de Italia, el Po, que cruza las principales regiones del norte y representa alrededor de un tercio de la producción agrícola del país, está experimentando la peor sequía en 70 años.

"El Po continúa registrando un mínimo histórico a lo largo de todo su curso", dijo ANBI. "La tasa de flujo se ha reducido a la mitad en dos semanas, cayendo a poco más de 170 metros cúbicos por segundo" (mc/s). La tasa debe ser de 450 mc/s para evitar que el agua salada ingrese desde el mar y destruya las tierras agrícolas, agregó.

ANBI dijo que los principales lagos del norte ya estaban por debajo, o cerca de mínimos históricos, y que el nivel de los embalses naturales en el centro de Italia también se estaba desplomando. El río Tíber está en mínimos de varios años, mientras que el caudal del río Aniene se ha reducido a la mitad.

La región de Lazio, cuyo centro es Roma, declaró el estado de emergencia esta semana, imponiendo restricciones en algunas comunidades, incluida la prohibición del uso de mangueras y el llenado de piscinas.

Un proyecto financiado por la Agencia Espacial Europea dijo el jueves que semanas de clima cálido habían elevado la temperatura de la superficie del Mediterráneo unos 4 grados centígrados por encima del promedio de 1985-2005.

"Comprender qué está sucediendo exactamente con el clima actual es cada vez más importante porque los cambios están comenzando a tener un impacto concreto en la vida cotidiana", dijo Gianmaria Sannino, jefe de ENEA Climate Modeling que participó en el proyecto.

El pronóstico del tiempo para el resto del mes se suma a la preocupación, con temperaturas que se esperan entre 10 °C y 12 °C por encima de lo normal la próxima semana, con picos de hasta 44 °C en las islas de Cerdeña y Sicilia.

(Reporte de Crispian Balmer; Editado en español por Javier López de Lérida)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.