Sentencian a 3 con 410 años por emboscada

·1  min de lectura

TOLUCA, Méx., junio 4 (EL UNIVERSAL).- Fernando Cervantes Ocampo fue sentenciado a 215 años de prisión, y los hermanos Salomón y Serafín Hernández García, expolicías municipales de Zacualpan, recibieron 195 años por su participación en una emboscada en la que resultó lesionado de gravedad el entonces fiscal regional de Ixtapan de la Sal y fue asesinado un policía de investigación de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM).

Además, Fernando pagará una multa de 1 millón 195 mil 786 pesos y a los hermanos Hernández 843 mil 40 pesos.

Los hechos ocurrieron el 11 de marzo de 2019, cuando cinco elementos de la FGJEM, entre ellos el entonces fiscal regional, fueron emboscados por un grupo armado mientras se desplazaban en un trayecto que comunica los municipios de Zacualpan e Ixtapan de la Sal.

Derivado de esta agresión falleció David Herrera Susano, quien tripulaba el vehículo. Mientras que el agente Román Felipe Sánchez Ramírez y el fiscal regional Mauricio Blancas Valerio resultaron lesionados, éste último de gravedad.

En tanto que los elementos Juan Carlos Merino Arias y Daniel Baltazar Domínguez no presentaron lesiones.

De las indagatorias se pudo determinar que ese día Salomón y Serafín, policías municipales de Zacualpan, informaron a Fernando Cervantes que los elementos de la FGJEM viajaban a bordo de un vehículo Tahoe y se dirigían a Ixtapan de la Sal.

Cervantes Ocampo y otros individuos armados atacaron a los servidores públicos.

Se inició la indagatoria por los delitos de homicidio con agravante por haberse cometido contra servidores públicos de instituciones de seguridad pública, procuración o administración de justicia y homicidio agravado en grado de tentativa.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.