Senado respalda marchas feministas

Juan Arvizu

CIUDAD DE MÉXICO, marzo 8 (EL UNIVERSAL).- La presidenta del Senado, Mónica Fernández Balboa (Morena), emitió un pronunciamiento de solidaridad con las mujeres que protestan en las calles contra la violencia y discriminación, y dijo que el Estado tiene la obligación de responder a las demandas.

Desde su liderazgo en la Cámara Alta, aseveró que "en este 2020 rendimos tributo a las víctimas, recordamos a las que han luchado contra el machismo y la misoginia, y refrendamos nuestro compromiso de mantener la lucha histórica por la igualdad sustantiva".

Expresó que como nunca antes, el Día Internacional de la Mujer "nos convoca a tomar conciencia sobre la urgente necesidad de construir un país más incluyente, seguro y generoso para ellas".

En la víspera de la marcha conmemorativa del 8 de marzo, señaló que el Senado hace suyas las demandas de las mujeres que han salido a las calles a manifestarse en contra de la violencia y la discriminación que padecen todos los días.

Afirmó su solidaridad y respeto a quienes han alzado la voz para hacer valer sus derechos y también las llamó "valientes".

En una postura sin antecedente en la historia del Senado, la presidenta de ese órgano del Poder Legislativo señaló a quienes se han manifestado en las calles: "A estas valientes mujeres les decimos que no están solas.

"Desde el Estado mexicano tenemos la obligación de responder a estas demandas, con acciones concretas que garanticen su seguridad y cierren las brechas que las separan de los hombres.

"El Senado mexicano participa en esta conmemoración internacional, haciendo eco del llamado de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) de formar una generación de igualdad", dijo.

Expuso que ante la coyuntura mundial y el resurgimiento de una nueva ola feminista que reclama con vigor y hartazgo plenamente justificados, México está llamado a hacer una evaluación crítica que le permita llevar a cabo las transformaciones jurídicas, políticas y sociales que se requieren para garantizar sus derechos.

Hizo hincapié en que en el Senado "seguiremos trabajando para que las mujeres en el país puedan vivir tranquilas y seguras, con acceso igualitario a los servicios de salud, educación, así como con las mismas oportunidades económicas y laborales que los hombres".