Semana de luto en Ciudad del Cabo por Desmond Tutu

·3  min de lectura
Lugar de homenaje para el difunto arzobispo Desmond Tutu fuera de la catedral de San Jorge en Ciudad del Cabo

Por Emma Rumney

JOHANNESBURGO, 27 dic (Reuters) - Las campanas de la catedral de San Jorge en Ciudad del Cabo repicarán durante 10 minutos cada día a mediodía hasta el viernes en honor al héroe sudafricano de la lucha contra el 'apartheid', el arzobispo Desmond Tutu, que falleció en paz en una residencia de ancianos de Ciudad del Cabo el domingo. Tenía 90 años.

Tutu, ganador del premio Nobel de la Paz, que había predicado contra la tiranía de la minoría blanca y era venerado como la conciencia moral de su nación tanto por negros como por blancos, había liderado numerosas campañas y marchas contra el 'apartheid' o segregación racial desde la catedral de San Jorge.

Los condolientes depositaron flores en homenaje a Tutu en el exterior de lo que se conoce como la "catedral del pueblo", un poderoso símbolo de la democracia sudafricana, donde una imagen en blanco y negro de Tutu estaba pegada a una valla.

"El arzobispo de Ciudad del Cabo, Thabo Makgoba, pide a todos los que escuchen las campanas que hagan una pausa en su apretada agenda para rendir homenaje al arzobispo Tutu", dijo a última hora del domingo un comunicado del Archbishop Tutu IP Trust y la Desmond & Leah Tutu Legacy Foundation.

Las campanadas darán inicio a una semana de luto por Tutu, lo que ha provocado una avalancha de homenajes desde todo el mundo.

"Luchar por la libertad desde las trincheras de Sudáfrica requería un coraje indescriptible", dijo Graca Machel, viuda de Nelson Mandela, en un comunicado

"Día a día, minuto a minuto, cada paso que daba iba marcando el curso de la historia. Cada frase que pronunció tuvo un impacto en la vida de millones de personas, y unificó y potenció a quienes participaban en la noble lucha contra el 'apartheid'".

El presidente sudafricano, Cyril Ramaphosa, dijo que las banderas ondearán a media asta en todo el país y en las misiones diplomáticas sudafricanas en el extranjero hasta la noche anterior al servicio fúnebre de Tutu.

"En los próximos días, lloraremos a este icono mundial de la paz y la libertad", dijo en un discurso nacional a última hora del domingo.

"Haremos un recuento de sus logros, recordaremos sus enseñanzas y guardaremos un grato recuerdo de este hombre que siempre templó la crítica con la compasión".

El ayuntamiento de Ciudad del Cabo, el Arch for Arch -un monumento que conmemora a Tutu- y la emblemática Montaña de la Mesa, se iluminaron de color púrpura el domingo, un guiño a las túnicas que Tutu solía llevar.

Amigo de Nelson Mandela desde hace mucho tiempo, Tutu ganó el premio Nobel de la Paz en 1984 en reconocimiento a su oposición no violenta al gobierno de la minoría blanca. Una década después, fue testigo del fin de ese régimen y presidió una Comisión de la Verdad y la Reconciliación para desenterrar las atrocidades cometidas bajo el régimen.

El viernes, el arzobispo Tutu será velado en la catedral de San Jorge antes del servicio fúnebre del sábado, dirigido por el arzobispo Makgoba.

(Reporte de Emma Rumney; edición de Michael Perry y Bernadette Baum; traducido por José Muñoz en la redacción de Gdansk)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.