Selena en los Grammy ’94: Cinco datos sobre su icónico vestido

Enrique Limón
·5  min de lectura
Selena posa con su Grammy tras bambalinas durante la entrega número 36 de los premios el 1 de marzo de 1994.   (Alamy/MediaPunch Inc.)
Selena posa con su Grammy tras bambalinas durante la entrega número 36 de los premios el 1 de marzo de 1994. (Alamy/MediaPunch Inc.)

La Academia Nacional de Artes y Ciencias de la Grabación (NARAS) otorgará un Grammy póstumo a Selena durante la entrega número 63 del premio, que se llevará a cabo el domingo 14 de marzo. Junto con la Reina del Tex-Mex, este año agrupaciones como Grandmaster Flash & The Furious Five y Talking Heads también recibirán reconocimientos al mérito por parte de la prestigiosa asociación.

“Darle la bienvenida a este grupo especial de homenajeados nos proporciona una oportunidad para reconocer y galardonar la influencia que han tenido en la música, sin importar el género”, dijo en un comunicado Harvey Mason Jr., presidente interino de la academia.

El anuncio ocasionó sentimientos encontrados en A.B. Quintanilla, hermano de la desaparecida cantante. “Es algo agridulce porque [Selena] está rompiendo estos récords y está haciendo cosas maravillosas y desafortunadamente no está aquí”, dijo Quintanilla durante en entrevista con TMZ.

Fue el 1° de marzo de 1994, un año antes de ser asesinada, cuando la nativa de Lake Jackson, Texas, se hizo acreedora al premio en la categoría Mejor Álbum Mexicoamericano gracias a Selena Live!

Leer más: El día que Selena ganó su único Grammy

En esa ocasión Selena hizo historia al convertirse en la primera artista tejana en recibir el premio. Muchos de sus fans recordarán la emoción reflejada en el rostro de la intérprete y empresaria durante la transmisión de los premios; mientras otros tienen presente el recuento de la película basada en su vida, la cual fue protagonizada por Jennifer López.

Tal como fue reflejado en la cinta, cuando Selena se dió a la tarea de elegir el atavío óptimo, fue despreciada por empleados de varias tiendas, de acuerdo a su prima y mejor amiga, Sarah Ramirez.

“Selena pensó que el vestido era demasiado, pero yo le dije que era perfecto”, Ramirez, quien la acompañó de compras recordó. “En cuanto salió del vestidor lucía asombrosa”.

Décadas antes del arribo de estilistas de moda e influencers, la misma Selena compró aquel vestido bordado con bordes metálicos diseñado por Lillie Rubin en el centro comercial The Galleria en Houston, Texas. Aquí te presentamos cinco datos sobre el icónico atuendo.

Alamy/MediaPunch Inc.
Alamy/MediaPunch Inc.

5. El modelo visto en la película no fue el que le perteneció a la cantante

Aunque es fácil asumir que López simplemente usó el vestuario de Selena en la película autobiográfica de 1997, la diseñadora de vestuario italiana Elisabetta Beraldo fue quien estuvo a cargo de reproducir minuciosamente todos los looks de la tejana—desde el alegórico jumpsuit morado acampanado hasta el inolvidable vestido de gala.

“No conocía nada acerca de la moda tejana o la vida de Selena”, Beraldo dijo durante una entrevista con Billboard en 2017 conmemorando el 20 aniversario del filme.

“Me tomó algún tiempo, pero por fin descubrí exactamente donde lo compró. La marca era Cache, y aunque ya no surtían en modelo original, lo replicaron para nosotros”, añadió.

Los esfuerzos de Beraldo dieron fruto. Cuando Suzette Quintanilla vió a López caracterizada para la escena de los Grammy con el famoso vestido blanco quedó pasmada. “Por una fracción de segundo pensé que era mi hermana”, la baterista de Los Dinos dijo durante una charla con Entertainment Tonight.

4. El vestido contó con el sello de aprobación de Chris Pérez

“Nunca había lucido tan hermosa”, escribió su entonces esposo Chris Pérez en su libro, To Selena with Love.

Pérez acompañó a la estrella a la entrega del galardón esa famosa noche de 1994 y recordó cómo sin querer le pisó el vestido toda la noche, provocando la frustración de Selena quien le pidió en varias ocasiones que se hiciera para atrás. “Bastante me cuesta caminar en esta cosa. Si me pisas la cola, me voy a caer y no quiero que eso suceda delante de todos”, recuerda que le dijo.

Leer más: Chris Perez, viudo de Selena, se sincera en nueva entrevista

Seguro existirían fotos de Selena ataviada en el vestido y acompañada de otras celebridades premiadas esa noche como Whitney Houston o Michael Jackson, pero Pérez dice que elementos de seguridad del Radio City Music Hall le confiscaron a la cantante una pequeña cámara que llevaba escondida en su bolso.

3. No fue la única ocasión que lo portó

El despampanante vestido que Selena compró con su propio dinero salió de su clóset para el rodaje del video de “No Me Queda Más”, el tercer sencillo de Amor Prohibido. En él se observa a Selena, acompañada de sus Dinos y la orquesta sinfónica de San Antonio, Texas. El videoclip fue filmado en la estación ferroviaria Sunset Station (ahora The Espee) de esa ciudad.

Durante la grabación, Selena reconoció haber subido un poco de peso desde la entrega de los premios siete meses antes, y bromeó con su característico sentido del humor que lo ajustado del vestido se debía a un “defecto de fabrica”.

2. Funko inmortalizó el look en una de sus figuras

Desde tazas conmemorativas a calcomanías, el look icónico ha inspirado cantidad de tributos. El más reciente llegó en febrero de este año cuando Funko Pop! se inspiró en él y lanzó al mercado una edición especial de sus famosas figurillas.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

La mini Selena vinílica de 4 pulgadas se agotó cinco minutos después de haber salido a la venta. Actualmente hay un par de peticiones en Change.org implorando un segundo tiraje.

Esta no fue la única ocasión en la que una muñeca portando el emblemático vestido fue producida. Entre 1996 y 1997, el fabricante ARM Enterprise lanzó la línea “Selena in Concert”, misma que incluía una versión del vestido Grammy. Actualmente, esa iteración es ofrecida a la venta en hasta $500 en sitios de subastas electrónicas.

1. Su paradero

Actualmente, la prenda—y el Grammy—se encuentra en exhibición en el Selena Museum de Corpus Christi, Texas, donde es uno de los artefactos más populares.

“Honestamente, creo que es la única vez que se me hizo un nudo en la garganta al mirarla”, comentó Suzette, curadora del museo, durante un tour del museo con Entertainment Tonight. “Lucía a la perfección. Se veía como una verdadera artista”.

La entrega número 63 de los premios Grammy se realizará el domingo 14 de marzo y será transmitida por la cadena CBS y Paramount+. Entérate quiénes son los nominados aquí y qué artistas se presentarán durante la emisión aquí.