Sectores comercio y turismo piden apoyos fiscales y créditos blandos

Por Yazmín Zaragoza Moreno

México, 28 Abr (Notimex).- Inmersos en un debate entre empresarios, legisladores y trabajadores para abordar la crisis de los sectores comercio, servicios y turismo, que podría significar una disminución de 10 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), los participantes exigieron diferir impuestos, extensiones de pagos obrero-patronales, estímulos fiscales y créditos blandos.

En la Conferencia Nacional para la Recuperación Económica, organizada por el Consejo Coordinador Empresarial (CCE), el presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) de la Ciudad de México, Nathan Poplawsky, hizo un llamado a la unidad para que esta crisis sanitaria no se convierta en una crisis económica que derive en mayor pobreza e inseguridad social.

Expuso que comercio, restaurantes, hoteles, agencias de viajes, son empresas solventes que han detenido su actividad de manera total por la crisis sanitaria pero ajena a su voluntad, y sin embargo “se les ha estigmatizado, exigido que paguen contribuciones y mantengan su plantilla laboral, a pesar de no contar con ingresos”.

Aseguró que ningún empresario quiere despedir a nadie, sin embargo, a las micro, pequeñas y medianas empresas (Mipymes) que mantienen su plantilla laboral y adquieren deuda poniendo en riesgo su propio patrimonio se les “castiga” cobrándoles impuestos sobre nómina a nivel local, a pesar de que siempre han pagado impuestos y generan derrama económica.

La única forma de superar la crisis económica y social en el menor tiempo posible es garantizar la permanencia de las empresas, y la conservación de las cadenas productivas y los empleos, aseguró.

 

Por su parte, el director adjunto de Santander y presidente del Comité y Crédito de la Asociación de Banco de México (ABM), Alejandro Cecchi González, recordó que 70 por ciento del empleo y más de 40 por ciento del PIB está en los micronegocios, sin embargo, del total de las Mipymes apenas 500 mil tienen acceso al crédito, esto es el 18 por ciento del crédito empresarial.

Así, apuntó, la vulnerabilidad de las empresas es grande porque de abril de 2019 a abril de este año, el consumo en tarjeta de crédito y débito cayó 47 por ciento en las terminales punto de venta de estas Mipymes.

Pero lo más grave es que el consumo en hoteles bajó 85 por ciento, restaurantes disminuyó 87 por ciento, agencias de viajes 94 por ciento, sectores como gasolineras con una baja de 43 por ciento.

Así, dijo, la afectación ha sido masiva y muy fuerte, casi el doble en los sectores asociados al turismo y restaurantes, lo cual “es dramático y con una mortandad muy alta. La ABM ha decidido diferir los pagos de los créditos a cuatro y seis meses, y las Mipymes lo han aceptado en 44 por ciento y seguiremos ampliando el periodo de gracia y colocando créditos blandos”.

El presidente del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), Julio Alfonso Santaella, relató a su vez que de acuerdo con los Censos Económicos en México de 2019, previo a la pandemia, en comercio se tienen 6.3 millones de unidades económicas que emplean a 35.5 millones de personas, de ellas 95 por ciento ocupan entre cero y 10 personas.

En el comercio hay 2.2 millones de establecimientos con 7.4 millones de personas ocupadas, 97 por ciento son Mipymes y tienen 57 por ciento de los empleos. En el caso de los servicios, se cuenta con 1.9 millones de establecimientos económicos del sector servicios que ocupa a 9.5 millones de personas, donde 95 por ciento también son Mipymes.

-Fin de notas-

NTX/YZM/RMN