Scott Stringer: "Tengo que levantar la comunidad latina en toda la ciudad"

Agencia EFE
·5  min de lectura

Nueva York, 19 mar (EFE News).- El candidato a la reñida alcaldía de Nueva York y actual interventor de la ciudad, Scott Stringer, aseguró en una entrevista a Efe que una de sus prioridades es "levantar" la golpeada comunidad latina, cuyo apoyo es clave para cualquier aspirante a ocupar el cargo de regidor de la capital económica y cultural de Estados Unidos.

Stringer (60 años), que ha abrazado una agenda progresista, insiste en la importancia de ayudar a los pequeños comercios, "la columna vertebral de la comunidad latina".

"Allá donde vamos, la columna vertebral de las comunidades latinas es los pequeños negocios y, ahora mismo, esos negocios están amenazados. Queremos apoyar a la comunidad latina, la comunidad puertorriqueña", dijo Stringer a Efe en una conversación telefónica.

El aspirante demócrata, que ha titulado su plan centrado en los latinos "Estamos con Stringer", citó entre otras medidas, la introducción de incentivos y exenciones fiscales para apoyar estos negocios.

"Tenemos que reabrir esta economía, recuerda que cerramos toda la economía y que el índice de desempleo pasó del 3,4 % al 20 % tan solo en 30 días por el coronavirus y muchos de esos trabajos los ocupaban miembros de la comunidad latina", agregó.

SU FAMILIA LATINA

El candidato habla con orgullo de su padrastro de origen latinoamericano Carlos Cuevas y de sus orígenes en el barrio de Washington Heights, situado en el alto Manhattan y con una gran presencia de inmigrantes dominicanos.

"Cuando mi padrastro y mi madre se unieron, de repente tuve dos hermanastros latinos y sobrinos y toda una gran familia", cuenta el interventor de Nueva York que confiesa que habla "un poquito" de español.

Entre sus principales medidas están la gratuidad de la matrícula en la Universidad de la ciudad (CUNY) donde estudian más de 38.000 jóvenes de origen latinoamericano, para mejorar la fuerza laboral.

La atención sanitaria, la seguridad alimentaria, la lucha contra la gentrificación o la discriminación contra el idioma español y la expulsión de la ciudad del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE), son otros de sus propuestas clave si sale elegido alcalde.

Stringer mostró su disposición a crear "un programa de igualdad que reconozca la rica diversidad única de los idiomas que se hablan en la ciudad de Nueva York, más allá del inglés".

COOPERACIÓN CERO CON LOS SERVICIOS DE INMIGRACIÓN

Sobre el servicio de inmigración, cuya actividad está actualmente restringida por las autoridades, que presumen de que Nueva York es una "ciudad santuario" para los indocumentados, Stringer declaró: "Es el momento de acabar con ICE, es el momento de que ICE deje de trabajar aquí y tendremos cero cooperación con los agentes de ICE".

Como credenciales, el candidato insiste en su trabajo como director financiero de la ciudad desde 2014 y sus años como presidente del distrito de Manhattan (2006-2013) y como congresista estatal (1993-2005): "Yo sé dónde se está gastando el dinero y sé donde hay que poner los Fondos para que podamos levantar un sistema de educación para nuestros hijos y para construir las casas que necesitamos para la gente de bajos ingresos, especialmente la comunidad latina".

En este sentido, se mostró también decidido a plantarle cara a "los especuladores inmobiliarios" un sector con mucho poder en la ciudad y a luchar contra la gentrificación de los barrios humildes.

"Lo vemos en Washington Heights, la comunidad dominicana se instala en todo el barrio y crea la economía y una vez que el barrio comienza a crear energía y sinergias ¿Qué ocurre?, que los especuladores inmobiliarios llegan y echan a la gente de color en las comunidades latinas", subraya.

ENTRE LOS MEJOR POSICIONADOS EN LAS PRIMARIAS

La carrera a la alcaldía de Nueva York todavía está en sus primeras etapas. El próximo junio está previsto que los dos grandes partidos, el Demócrata y el Republicano, celebren sus primarias y que en septiembre los neoyorquinos elijan al sustituto de su actual regidor, Bill de Blasio.

Sin embargo, en esta ciudad abrumadoramente demócrata, todos los ojos están puestos en las elecciones primarias del Partido Demócrata, porque nadie duda de que, salvo sorpresas, quien salga elegido en esa liza será quien ocupe el despacho de la alcaldía.

Una muestra de ello es la miríada de candidatos demócratas como Stringer que se han inscrito en la contienda, frente a la tímida participación republicana.

En las primeras encuestas, como en una de las más recientes, elaborada por el Emerson College, cuatro candidatos despuntan sobre los demás.

El empresario y excandidato a las primarias demócratas para la presidencia del país Andrew Yang (46 años), que encabeza hasta ahora los sondeos; el actual presidente del distrito de Brooklyn, Eric Adams (60 años); la activista, abogada y exasesora de De Blasio Maya Wiley (57 años) y el propio Stringer.

"Quien ahora mismo lidera las encuestas, posiblemente pierda las elecciones de junio, porque a la gente le gusta los aspirantes que no son favoritos, les gusta alguien que luche", dijo antes de subrayar: "por cierto, lo estoy haciendo muy bien en las encuestas".

Frente al resto de candidatos, Stringer sostiene que está construyendo una "coalición intergeneracional y multiracial" así como una "fuerte red de apoyo en las comunidades latinas".

"Creo que mi experiencia como representante electo y mi experiencia en el gobierno es incomparable con la de ningún otro candidato en esta contienda. Necesitamos esa experiencia para recuperar nuestra ciudad", apuntó Stringer.

(c) Agencia EFE