Scarlett Johansson piensa que los actores no deberían hablar de sus posturas políticas

Gabriel Escogido*
·3  min de lectura
Scarlett Johansson piensa que los actores no deberían hablar de sus posturas políticas
Scarlett Johansson piensa que los actores no deberían hablar de sus posturas políticas

Nadie sabe más de ponerse en el mal lado del público que Scarlett Johansson. La actriz nominada al Óscar ha tenido varias polémicas en su carrera y, aunque admite que se puede equivocar y que necesita aprende a saber cuándo es mejor guardar silencio y escuchar, está segura de que no tiene la obligación, como figura pública, de poner en la mesa sus ideas sobre asuntos de política, porque ese no es su trabajo ni su interés.
En entrevista con The Gentlewoman, Scarlett Johansson, quizá mejor recordada por Perdidos en Tokio y su personaje de Black Widow en las películas de Marvel, habló sobre lo que percibe como una exigencia para fijar sus posturas políticas por ser una figura pública. Aunque cree que no tiene por qué hacerlas de forma pública, prefiere que su trabajo como intérprete y en las historias en las que colabora hable por los intereses que tiene de forma personal:
No creo que los actores tengan la obligación de tener un papel público en la sociedad. Algunas personas quieren hacerlo, pero la idea de que estés obligado porque estás en la mirada pública es injusta. No escogiste ser un político, eres un actor. Tu trabajo es reflejar nuestra experiencia a nosotros mismos, tu trabajo es ser un espejo para la audiencia, el ser capaz de tener una experiencia temática a través del arte. Ese es tu trabajo.
Algunos de los momentos más criticados de la actriz fueron cuando enunció su apoyo por Woody Allen, pese a las acusaciones de su hija Dylan Farrow de abuso sexual, cuando tomó el personaje de La Vigilante Del Futuro: Ghost In The Shell , el cual pertenece a uno asiático y cuando hizo lo mismo con el personaje de un hombre trans para una película que eventualmente no se realizó luego de que ella decidiera abandonar el proyecto.
Sobre estos momentos, en los que se le ha tachado de insensible y poco conectada con las luchas de grupos de color y de la diversidad sexual y sexo genérica dijo lo siguiente al admitir que es probable que diga cosas fuera de lugar o que se equivoque en sus decisiones:
Voy a tener opiniones porque esa es quien soy. Quiero decir, a todo el mundo le cuesta trabajo admitir cuando se equivocan y cuando eso se vuelve público puede ser vergonzoso. Tener la experiencia de ‘wow, realmente estuve fuera de lugar en eso’ o ‘no estaba pensando en términos generales’ o ‘fui poco considerara’. También soy una persona, puedo ser reaccionaria, impaciente.
No es extraño cuando actores como Jane Fonda, Joaquin Phoenix, Robert De Niro, e incluso los de las franquicias famosas a las que también Johansson pertenece como Chris Evans o Mark Ruffalo, hacen públicas sus posturas políticas. No obstante, parece sensato de parte de ella recordar que no está obligada a hacer las suyas, cualesquiera que sean, de conocimiento general. Aunque, al mismo tiempo, cabe recordar que la decisión de ser apolítico es una decisión política.
Johansson ha tenido un excelente par de años. En 2020 recibió dos nominaciones al Óscar por su trabajo en Jojo Rabbit e Historia de un Matrimonio. Aunque la pandemia truncó el estreno de Black Widow, la que parece será su entrada final como la primera Vengadora de Marvel, el filme sigue siendo uno de los más esperados por sus seguidores y afortunadamente ya se ha decidido que tendrá su estreno simultáneo en Disney Plus y cines el próximo 9 de julio.
Nota publicada originalmente en Tomatazos.

VIDEO RELACIONADO:
Tráiler "The Suicide Squad"