En Santa Fe instalan hospitales de campaña y endurecen restricciones para bajar los contagios

Germán de los Santos
·5  min de lectura
Omar Perotti
Hernán Zenteno

Durante las últimas horas empezaron a instalar hospitales de campaña en distintos puntos de la provincia, como Rafaela y Granadero Baigorria, vecina a Rosario, ante la saturación del sistema de salud, tanto público como privado. En medio de este clima tenso a nivel sanitario, el gobernador Omar Perotti anunció anoche un paquete de restricciones que incluyen la prohibición de la circulación con autos y motos a partir de las 21 y la suspensión de actividades deportivas y culturales. Hasta ahora está previsto que se mantenga la presencialidad parcial en las escuelas.

Clases. Cristina Kirchner sale al rescate del DNU de Alberto Fernández

En una conferencia de prensa, Perotti afirmó que las nuevas medidas apuntan al “resguardo de la salud, el trabajo y la educación”. Y agregó: “Este gobernador prioriza y va a cuidar la salud integral. Tenemos claras las consecuencias que la pandemia genera en la salud, economía, relaciones personales y psicológicas de las personas. Nos centramos en la salud, pero queremos resguardar el resto de las actividades”.

Perotti tomó la decisión el martes a la noche luego de mantener reuniones con el comité de expertos y epidemiólogos que lo asesoran. Después transmitió el crudo diagnóstico que le dieron los especialistas a los intendentes y jefes comunales y el miércoles, tras las negociaciones, anunció los alcances del decreto, que apuntan a bajar la circulación, sobre todo en lugares cerrados y a la noche.

De acuerdo a las cifras oficiales, la ocupación de camas generales en Rosario en efectores públicos es del 88 por ciento, mientras que hay un 91 por ciento de ocupación de camas críticas. En la ciudad de Santa Fe, sólo quedaban 32 camas disponibles en los hospitales.

En Rafaela, una de las ciudades más afectadas, tiene el 100 por ciento de las camas ocupadas en los sectores público y privado, por lo que el Ministerio de Salud instaló un hospital de campaña para poder atender a los enfermos por covid. La misma medida tomaron en Granadero Baigorria donde se prevé la ampliación del módulo de atención que se había construido el año pasado.

El último registro de casos de covid de este miércoles dio como resultado un crecimiento importante de la enfermedad. Santa Fe reportó 1954 positivos en las últimas 24 horas, mientras que Rosario detectó 651 contagios.

Hasta el momento en la provincia fueron vacunadas 510.909 personas, 448.014 con la 1° dosis y 62.895 con la 2°, de las 606.850 dosis que recibió Santa Fe hasta el momento (524.800 corresponden a la 1° dosis y 82.050 a la 2°). El total de dosis corresponden a las tres vacunas que llegaron a la provincia: Sputnik-V, Covishield y Sinopharm.

Tras el anuncio del presidente Alberto Fernández de las restricciones más duras para el Amba hace una semana, que incluyeron que se abandonara la presencialidad en las escuelas, Perotti mantuvo las medidas que había tomado el 9 de abril pasado, pero aclaró que si la situación sanitaria empeoraba se iban a profundizar acciones para detener el crecimiento de casos. Por ahora ese nuevo paquete de medidas no incluye la educación pública y privada, sino que se enfoca en acotar la circulación nocturna.

No se podrá circular en auto ni en moto a partir de las 21, pero los bares y restaurantes seguirán con el mismo horario de cierre, que es a las 23, con una tolerancia hasta las 24. Esa medida requerirá controles estrictos en la zona del macrocentro, porque la gente que quiera ir a un bar o un restaurante lo deberá hacer caminando.

Actividades deportivas y culturales

En el paquete de nuevas restricciones también se incluirá la suspensión de los torneos deportivos durante los fines de semana y las actividades culturales, al menos por 14 días.

Las clases continuarán con el método mixto de presencialidad una semana y virtualidad la siguiente. Es que las autoridades sanitarias están convencidas de que son las actividades extraescolares las que ponen en riesgo de contagio de Covid a la población infantil, y no el trabajo en las aulas.

Osvaldo Teglia, médico asesor del gobierno provincial, señaló que hay un acuerdo “unánime” sobre el crecimiento exponencial de la pandemia “particularmente por la disponibilidad de camas” que obliga a tomar medidas.

Las actividades religiosas seguirán al 30 por ciento de capacidad, y las culturales y sociales se suspenderán. La actividad hípica en hipódromos, pesca deportiva y recreativa en modalidad desde costa y embarcados, navegación recreativa y actividades deportivas y de guarderías náuticas, serán interrumpidas.

Según los anuncios de Perotti, también se suspenderán las competencias deportivas amateur o profesionales provinciales, zonales y locales (asociación rosarina de básquet, ligas de fútbol locales, rugby infantil) en toda la provincia, entre otras cosas porque hay muchos viajes de delegaciones entre localidades que se quieren evitar. Entrenamientos quedarán en pie, aunque se ajustarán los protocolos, porque se detectaron contagios. El fútbol profesional seguirá, porque depende de Nación.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

También se analiza en la Municipalidad de Rosario establecer un nuevo esquema de horarios para la apertura de la actividad comercial, que arrancaría a las 10 de la mañana. Lo que buscan en el municipio de Rosario es evitar las aglomeraciones en la zona céntrica, y que el tránsito de las personas sea de manera escalonada, sobre todo en el uso del transporte público. El objetivo es evitar que en las horas pico se concentren empleados, los padres y alumnos que van a la escuela y trabajadores de otros rubros.

Cuando se establecieron las restricciones de circulación en mayo del año pasado, se dispuso la apertura escalonada de los distintos sectores de la economía. El horario bancario pasó de 8.15 a 13.15, y el correo y los locales de cobranza, entre otros, trabajaban de 8 a 14, los comercios mayoristas y minoristas de la zona de peatonales y el resto del área central trabajan en horario desdoblado, de lunes a viernes de 13 a 19 y los sábados de 9 a 14. Luego estas medidas se fueron flexibilizando pero ahora se piensa en retornar a un esquema similar.