Santa Claus llega al Mar Muerto con árbol navideño y flota en el agua salada

·1  min de lectura
Issa Kassissieh, vestido con un disfraz de Santa Claus, hace gestos mientras posa para una foto mientras está sentado junto a un árbol de Navidad en una formación de sal en el Mar Muerto, cerca de Ein Bokeq

Santa Claus llega al Mar Muerto con árbol navideño y flota en el agua salada

Issa Kassissieh, vestido con un disfraz de Santa Claus, hace gestos mientras posa para una foto mientras está sentado junto a un árbol de Navidad en una formación de sal en el Mar Muerto, cerca de Ein Bokeq

EIN BOKEK, Israel, 15 nov (Reuters) - En el punto más bajo de la tierra, en medio de un lago salado gigante donde animales y plantas no tienen ninguna posibilidad de sobrevivir, un hombre alegre vestido de rojo con una larga barba blanca instaló un árbol de Navidad y se fue a nadar.

Santa Claus llegó al Mar Muerto el domingo antes de la temporada navideña, como parte de una campaña del Ministerio de Turismo de Israel para llevar algo de alegría navideña durante una pandemia global que ha mantenido a los peregrinos alejados de Tierra Santa.

Montó una tabla de remo a unos cientos de metros de la costa hasta un lugar donde la sal se ha acumulado en forma de hongo enorme, lo que permite pararse en medio del lago, que de otro modo sería mucho más profundo.

Con pompa y circunstancia, colocó un árbol de Navidad decorado en el fondo salado, posó para las cámaras y luego disfrutó un rato flotanto en las famosas y ricas aguas salinas del Mar Muerto.

Más allá del atractivo paisaje, el cristianismo tiene sus raíces en el Mar Muerto, cuyos alrededores abundan en restos de antiguas comunidades cristianas.

Sin embargo, el árbol de Navidad no tenía ninguna posibilidad de sobrevivir en las aguas saladas y Santa se lo llevó cuando regresó a la orilla.

(Reporte de Ilan Rosenberg y Amir Cohen, escrito por Ari Rabinovitch; Editado en español por Janisse Huambachano)