Samoa declara emergencia por brote de sarampión

NICK PERRY
Durante las últimas tres semanas, Samoa, que tiene 200.000 habitantes, ha sido afectada por una epidemia de esta enfermedad, la cual se ha exacerbado por las bajas tasas de vacunación. (TVNZ via AP)

WELLINGTON, Nueva Zelanda (AP) — Samoa cerró todas sus escuelas, prohibió la presencia de niños en reuniones públicas y ordenó la vacunación de todos los habitantes tras declarar un estado de emergencia debido a un brote de sarampión que ha dejado seis muertos.

Durante las últimas tres semanas, esta nación insular en el Pacífico con 200.000 habitantes ha sido afectada por una epidemia de esta enfermedad, la cual se ha exacerbado por las bajas tasas de vacunación.

Las escuelas estaban cerradas el lunes después de que el gobierno declaró el estado de emergencia el sábado. La Universidad Nacional de Samoa también les pidió a los estudiantes que permanecieran en sus casas, e indicó que los exámenes programados para esta semana fueron postergados indefinidamente.

Varios niños han muerto por sarampión en Samoa. (TVNZ via AP)

La mayoría de los que fallecieron tenían menos de 2 años, indicaron las autoridades de salud. Registraron 716 casos de sarampión reportados, con casi 100 personas aún hospitalizadas y 15 de ellas en terapia intensiva.

El doctor Leausa Take Naseri, director general de salud de Samoa, indicó en una conferencia de prensa la semana pasada que prevé que la epidemia empeore. Dijo que sólo unas dos terceras partes de los habitantes habían sido vacunados.

cifras de la Organización Mundial de la Salud y del UNICEF indican que las tasas de inmunización contra el sarampión entre los niños de Samoa han disminuido agudamente, de más de 70% en 2013 a menos de 30% el año pasado.. (TVNZ via AP)

Sin embargo, cifras de la Organización Mundial de la Salud y del UNICEF indican que las tasas de inmunización contra el sarampión entre los niños de Samoa han disminuido agudamente, de más de 70% en 2013 a menos de 30% el año pasado.

La doctora Helen Petousis-Harris, experta en vacunas en la Universidad de Auckland, Nueva Zelanda, dijo que el gobierno de Samoa suspendió su programa de inmunización durante varios meses el año pasado después de que dos niños murieron por un accidente médico relacionado con una vacuna.

Consideró decepcionante que personas en Nueva Zelanda que portaban el virus hayan viajado a Samoa, lo que posiblemente desató el brote. Dijo que el gobierno neozelandés sabía que tenía huecos en su inmunización.

“Pero no atendimos el problema”, señaló.