La salud de "La Pelangocha" un recuento sobre sus visitas al hospital

·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, julio 29 (EL UNIVERSAL).- Los problemas del corazón de Maribel Fernández la llevaron a ser hospitalizada una vez más, la noticia se hizo pública, luego que comenzara a circular una imagen donde se solicitaban donadores de sangre, pero esta no es la primera vez que "La Pelangocha" es intervenida por la enfermedad cardiovascular que padece, antes de esta ocasión, la comediante ya había visitado el hospital más de tres veces.

En noviembre del año pasado, Maribel Fernández "La Pelangocha" se encontraba en una situación de salud muy delicada, sin embargo, su diagnóstico cambió radicalmente por lo que evitó una operación a corazón abierto. Así –en su momento- lo confió a diferentes medios de circulación nacional, asegurando que para ella se había tratado de un milagro, pues semanas antes de haber sido dada de alta, la actriz y comediante había sido diagnosticada con un desenlace poco favorable.

En ese momento Fernández narró que faltaban sólo 10 días para que fuera intervenida, por lo que la sometieron a una serie de estudios preparativos para la cirugía. "Había de dos sopas, abrir para sacar un cable del marcapasos que está en la válvula tricúspide y ponerlo por fuera del corazón o la operación a corazón abierto", para que se le retirase la válvula y fuera sustituida por prótesis, explicó.

"Yo ya lloraba diario, -y se decía así misma- yo ya no aguanto, yo ya no sé qué va a pasar conmigo, me siento de la fregada", recordaba hace un año. Las hospitalizaciones de "La Pelangocha" se extendían por más de 10 a 12 días, pero en su tercer ingreso al hospital, Fernández dijo que experimentó una sensación muy rara en la que, de pronto, sintió que una fuerza le había traspasado la espalda, por lo que creyó que se trataba de un infarto. Fue así que le solicitó a su asistente, Bonny, (que la había visitado) que llamara a uno de los especialistas, pero antes que tocara la campana para pedir ayuda, la actriz comenzó a sentirse mucho mejor.

Al día siguiente, el parte médico le indicó que su situación era inoperable, pero en términos positivos, porque al estudiar los análisis a los que acaba de ser sometida, se dieron cuenta que no necesitaba ninguna de las dos intervenciones a los que le habían dicho que era candidata. En cambio, los especialistas se percataron que Fernández se encontraba en condiciones para ser dada de alta. Y aunque, en efecto, la actriz se sentía mucho mejor también temía salir a la calle y encontrarse en un estado de salud vulnerable. "Pero ¿cómo voy a salir a la calle, doctor? No me suelte, doctor, no me suelte", expresó.

Sin embargo, a más de un año de este episodio, la actriz volvió a ser ingresada en el Hospital de Cardiología de la Ciudad de México y aunque el productor Enrique Gou ha negado estas versiones, al asegurar que "La Pelangocha" sí entró al hospital, pero sólo para realizarse unos estudios del corazón; dijo que la comediante se encuentra bien de salud, pero hay una imagen que circula en redes sociales donde se buscan donantes para la actriz.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.