La salud de Carlos Menem: tuvo una leve mejoría, pero sigue con pronóstico reservado

LA NACION
·1  min de lectura
El expresidente Carlos Menem cumplió 90 años en julio pasado.
Fuente: LA NACION - Crédito: Rodrigo Néspolo

El expresidente Carlos Saúl Menem continúa hoy internado, en estado delicado, pero con una leve mejoría, en el sanatorio Los Arcos del barrio porteño de Palermo, confirmaron allegados al senador riojano.

"El estado de salud de Carlos (Menem) se puede decir que está bien, mejor, aunque está profundamente dormido con la medicación. Esperemos que siga evolucionando", señalaron desde el círculo íntimo del dirigente justicialista.

En el sanatorio, el senador nacional está siendo acompañado por su familia más cercana, su exesposa Zulema Yoma y su hija, Zulema Menem.

Menem fue internado en ese centro de salud el 15 de diciembre por una infección urinaria, luego de que sintiera además una aceleración en su ritmo cardíaco.

Durante la semana, fuentes de la familia habían confirmado que el exmandatario era controlado en la unidad coronaria por su insuficiencia cardíaca, a lo que luego se habría sumado una insuficiencia renal.

Durante este año, Menem tuvo otras internaciones: en una ocasión, ingresó al Instituto de Diagnóstico y Tratamiento por una neumonía bilateral, tras lo cual fue hospitalizado por un cuadro de baja saturación en sangre.

Su hija, Zulema Menem, había especulado con la posibilidad de que su padre pudiera votar de manera remota en la sesión del Senado del 29 de diciembre en la cual se tratará el proyecto de ley que establece la interrupción voluntaria del embarazo.

Sin embargo, hasta hoy se desconoce si el legislador por La Rioja podrá estar en condiciones para participar de esa sesión.

Agencia Télam