Salieron del closet y ocupan cargos políticos: las caras más conocidas de la comunidad LGBT en la región

Las puertas de los congresos, alcaldías, gobernaciones y casas presidenciales se han ido abriendo tímidamente a los dirigentes de la comunidad LGBT que desean ocupar cargos políticos.

Leonardo Grosso (Instagram)

Por Nélida Fernández

Colombia es uno de los países de la región que cuenta con más políticos homosexuales aunque aún no han llegado a la presidencia o vicepresidencia. Brasil, por su parte, retrocede tras el asesinato de la concejala defensora de los derechos LGBT y abiertamente lesbiana Marielle Franco en marzo de 2018, y la salida apresurada del país por parte del diputado gay Jean Wyllys después de haber recibido reiteradas amenazas de muerte.

LEER MÁS: Matthew Shepard: el brutal asesinato que catalizó la lucha contra la homofobia en EEUU

Hay países en los que no se registran pasos por la política de algún miembro de la comunidad LGBT como es el caso de Paraguay o de Nicaragua, país en el que se observó al saliente presidente Enrique Bolaños en 2006 ordenar hacer una lista de funcionarios públicos “sospechosos de ser parte del mundo Gay-Lésbico-Bisexual”.

Resulta peculiar que mientras la situación los dirigentes LGBT se hace cada vez más difícil en Brasil, los guatemaltecos hayan contado con un sustancioso grupo de representantes de esta comunidad en las elecciones que se celebraron recientemente.

María Rachid, Leonardo Grosso y otros legisladores - Argentina

La activista María Rachid, de 44 años, fue fundadora de la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans fue electa legisladora de Buenos Aires en 2011 y hasta fines de 2015 por el llamado Frente para la Victoria conformado por la alianza peronismo-kirchnerismo, convirtiéndose en la primera persona de la comunidad LGBT en ocupar un cargo político.

En su período como legisladora presentó, entre otros, el proyecto de ley contra la violencia institucional de las fuerzas de seguridad y el proyecto para la regulación de técnicas de reproducción asistida.

El partido Frente para la Victoria es también al que pertenece la diputada Analuz Ailen Carol, de 35 años y actualmente en el cargo.

En julio de 2016 se casó con la concejala Ana Paula Cejas- que también es dirigente del Frente para la Victoria - en homenaje a la promulgación de la Ley del Matrimonio Igualitario.

El legislador provincial Osvaldo Ramón López, del partido Afirmación para una República Igualitaria (ARI) también contrajo matrimonio en 2010 con su novio Javier Calisaya y se convirtió en el primer funcionario en casarse con una persona de su mismo sexo.

Durante sus gestiones como legislador (desde 2009 hasta el 2011) y después como senador impulso proyectos de ley para dar más oportunidades laborales y pensión para las personas trans.

En marzo pasado también contrajo matrimonio Leonardo Grasso, diputado nacional por la provincia de Buenos Aires de 35 años, con su pareja Guillermo Castro, ceremonia que se celebró meses después de que anunciara públicamente ser gay. El hecho de ser un legislador en funciones no le impidió decirle al mundo que es homosexual.

“Soy marica y así elijo nombrarme”, “Al closet no nos empujan más”, escribió Grosso, militante del Movimiento Evita, en su cuenta de Instagram una plataforma que usó para señalar que “la política es machista, patriarcal y se mueve en esos códigos”.

La primera organización política LGBT de Argentina se fundó en 2007, fue la Agrupación Nacional de Putos Peronistas.

José Manuel Canelas - ministro en Bolivia

El presidente Evo Morales dijo en 2010 que el pollo que se consume está cargado de hormonas femeninas y que por ello los hombres que los comen tienen “desviaciones en su ser como hombres” lo que le valió el calificativo de homofóbico.

Morales dijo que su discurso fue malinterpretado y tras pedir disculpas señaló que en su gobierno trabajan homosexuales.

Y aunque no mencionó quiénes eran estos miembros de la comunidad LGBT, años después de estas declaraciones el dirigente José Manuel Canelas, de 37 años y abiertamente gay, se convirtió en su ministro de Comunicaciones.

José Manuel Canelas, ministro de comunicación de Bolivia (Foto: Wikipedia)

Canelas, nacido en Venezuela de padres bolivianos, ya había sido electo diputado en los comicios generales de Bolivia de 2014 por el partido de Morales lo que lo llevó a ser el primer político gay en ejercer un cargo de elección popular en ese país.

En 2015, además fue electo en los comicios subnacionales de 2015 para la Asamblea Legislativa Departamental de la Paz el político trans Carlos Parra Heredia, mejor conocido como París Galán.

La ministra María Cecilia Álvarez y la senadora Claudia López - Colombia entre los más abiertos

La ingeniera industrial María Cecilia Álvarez Correa de 65 años, fue la primera ministra de Transporte de Colombia y ministra de Comercio, Industria y Turismo, cargos que ejerció durante el Gobierno de Juan Manuel Santos (2010-2018).

LEER MÁS: Activistas LGBTQ de Hollywood que están cambiando el discurso

Álvarez Correa es abiertamente lesbiana y es la pareja de la exministra de Educación Gina Parody que también fue senadora.

La primera alcaldesa lesbiana de Colombia fue la ingeniera industrial Blanca Inés Durán Hernández nacida en 1971 que fue electa para el periodo 2008-2012 para la Alcaldía de Chapinero y en 2010 contrajo matrimonio lo que la llevó también a ser la primera mujer homosexual de ese país en casarse.

Junto a Durán Hernández trabajó el dirigente gay Juan Sebastián Romero y ambos se integran al Polo Democrático Alternativo y crean el grupo político que tenía como objetivo posicionar a la comunidad LGBT Polo de Rosa.

Claudia López, senadora colombiana (Wikipedia)

Romero, que murió en 2011 a los 33 años por complicaciones del VIH/sida, llegó a ser electo como edil de la Junta Administradora Local de Chapinero, Bogotá.

Una historia interesante es la del reconocido escritor y político Gustavo Álvarez Gardeazábal, hoy de 73 años, abiertamente gay.

Empezó su carrera política como concejal de Cali en 1978 cargo al que le siguieron el de diputado a la Asamblea del Valle, alcalde popular de Tulúa (dos veces) y gobernador del Valle del Cauca en 1997.

A este último cargo tuvo que renunciar para pagar una condena por enriquecimiento ilícito, delito que hasta el día de hoy el escritor niega haber cometido.

Otras representantes del mundo LGBT que han incursionado en la política colombiana son la senadora Claudia Nayibe López Hernández y su pareja, la abogada Angélica Lozano, que ha sido alcaldesa de la localidad de Chapinero y concejal de Bogotá.

López es candidata a la Alcaldía de Bogotá en las próximas elecciones locales de Bogotá de octubre de 2019.

Marco Ferrara - Excandidato presidencial en México

El activista gay Marco Ferrara, de menos de 40 años, compitió por la Presidencia de México en las elecciones de 2018. Primera vez que un confeso homosexual “abierta y orgullosamente gay” se postula para este cargo.

Marco Ferrara, ex candidato presidencial en México (Twitter)

En 2013 el estado de Zacatecas se estremeció cuando su alcalde, Benjamín Medrano Quezada, anunció que era gay. Muchos rechazaron la noticia porque el político salió del closet siendo ya burgomaestre.

Rubí Suárez Araujo, por su parte, fue la primera transexual en ocupar un cargo público y lo hizo como consejera municipal de Guanajuato en 2016 y ahí se encontró con el reto de lograr que sus compañeros de trabajo se adaptaran a ella y ella a ellos.

Tamara Adrián - Diputada en Venezuela

Venezuela cuenta con dos representantes de la comunidad LGBT que abiertamente luchan por los derechos del colectivo desde sus curules en la Asamblea Nacional (AN, Parlamento) que desde 2015 controla la oposición.

Diputada venezolana, Tamara Adrián (Facebook)

Tamara Adrián que nació como Tomás Adrián, de 65 años, obtuvo una reasignación de sexo en 2002 y nunca ha paralizado su activismo por lograr avances en las leyes que protegen a la comunidad LGBT.

El otro caso es el de Rosmit Mantilla, primer diputado gay electo en 2015, que además fue detenido durante las protestas contra el Gobierno de Nicolás Maduro en 2014 y pasó más de dos años detenido en los calabozos del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) pese a ser un parlamentario con inmunidad parlamentaria.

Uruguay. Muchos derechos, pocos políticos LGBT.

Uruguay, pese a ser uno de los países más avanzados en garantizar los derechos a las personas LGBT aún se observan muy pocos representantes de esta comunidad incursionando en la política.

Con una edad que ronda los 30, el sociólogo Martín Couto García es el primer diputado uruguayo abiertamente homosexual.

En 2011 el director de Políticas Sociales del Ministerio de Desarrollo Social (MIDES) Andrés Scagliola también decidió decir públicamente que es gay.

Brasil de oscurantismo

Cuando estaba a punto de asumir su tercer mandato como parlamentario, el periodista y profesor de Cultura Brasileña Jean Wyllys, de 45 decidió a principios de este 2019 renunciar al cargo y salir de forma apresurada del país rumbo a Alemania.

Jean Wyllys (AP Photo/Armando Franca)

El representante por Río de Janeiro del Partido Socialismo y Libertad (PSOL) y primer diputado abiertamente gay dijo haber renunciado por las reiteradas amenazas de muerte que recibió en los últimos meses.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) se pronunció sobre su caso y solicitó al Gobierno brasileño que tomara medidas para proteger su vida e investigara las amenazas.

Esta partida de Wyllys se produce antes de que se cumpliera un año del asesinato de la concejala Marielle Franco, de 38 años, en marzo de 2018, un hecho que se ha abordado como un crimen por motivos políticos.

Una representante para la salud en Ecuador

Durante su gobierno (2007-2017) el entonces presidente Rafael Correa designó a la activista lesbiana Carina Vance Mafla como ministra de Salud en 2012 un cargo que ejerció durante unos tres años.

Carina Vance Mafla (Foto: Wikipedia)

Una de las metas que se impuso Vance fue la erradicación de las más de 200 clínicas para “deshomosexualizar” que existen en Ecuador pero aunque logró cerrar una treintena aún muchas se mantienen en pie.

Chile de concejales y legisladores

En Chile, desde la segunda década del 2000 se empezaron a ver exitosas incursiones de representantes del mundo LGBT en la política.

Los comicios municipales de 2016 dieron, entre otros resultados, que tres gay y dos trans resultaran electos como concejales y otros dos representantes de la comunidad LGBT fueran reelegidos. Ricardo Cantín, Hernando Durán, Esteban Barriga, Juliana Bustos y Almendra Silva fueron ganadores mientras que Jaime Parada y la transgénero Zuliana Araya resultaron confirmados en sus cargos.

Jaime Parada fue en 2012 el primer político abiertamente homosexual en ser electo democráticamente para un cargo público en Chile.

Ese año también fueron elegidos los concejales Miguel Garcés, Zulia Araya y Alejandra González, el primero gay y las segundas trans.

En los comicios parlamentarios de 2013 resultó vencedor Claudio Arriagada que hizo historia al convertirse en el primer diputado abiertamente gay en ser electo en ese país.

Guatemala se abre camino

Para las elecciones generales de Guatemala de este 2019 Guatemala se presentó una importante cantidad de candidaturas de hombres homosexuales. Aldo Dávila, Henry Cortez, José Carlos Hernández y Otto René Félix son algunos de los nombres.

Perú, un congresista fuera del closet

En 2014, en el aún muy conservador Perú el congresista y exministro de Vivienda Carlos Bruce dio el paso de anunciar que es homosexual, algo inédito en este país