Los sacrificios de Tenoch Huerta hasta "Black Panter"

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 12 (EL UNIVERSAL).- El actor mexicano Tenoch Huerta literalmente está bajo la mirada pública, pues tras el estreno de la nueva película "Black Panter: Wakanda forever", en la que interpreta a Namor, se ha convertido en un representante de la cultura mexicana en la gran industria del cine.

La cinta forma parte del universo de Marvel y el personaje de Namor es un Dios que está fundamentado en las deidades mayas.

Por su trayectoria y su ejemplo en la industria, el Festival Internacional de Cine de los Cabos le entregó el premio Sin fronteras y antes de recibirlo el actor originario del Estado de México ofreció una conferencia donde dio detalles de los sacrificios que tuvo que hacer al inicio de si carrera y el apoyo que le brindó el actor venezolano Carlos Torres Torrija, que en secreto le pagó su primer curso de actuación. "Nunca quise ser actor, simplemente pasó", afirmó Tenoch en conferencia.

"Tomaba clases martes y jueves y era el único que llegaba con trabajo hecho y no importaba si me tenía que ir a las 11 o 12, lo cual implicaba irme hasta La raza y de ahí tomar uno de los camiones nocturnos hasta Coacalco y de ahí caminar un tramo de llano, llegaba a la 1 o 2 de la mañana para al otro día ir a la escuela, pero nunca lo vi como sacrificio, para mí era lo que había que hacer para tomar clase", contó.

El actor reconoció que, fue cuando se percató de la disciplina que empleaba en aprender actuación que decidió dejar su profesión como periodista para comenzar a actuar.

Hoy con más de 60 créditos en cine y televisión reconoce que está esperanzado en que con Namor, un superhéroe mutante, puede inspirar a las nuevas generaciones y niños que vean en él una identidad cultural reflejada.

"Si un niño en cualquier parte del mundo se mira al espejo y siente orgullo del reflejo que está arrojando entonces estamos del otro lado, si ese niño entiende que lo que estuvo mal fue el prejuicio que lo midió, si entendemos que el error siempre existió en un sistema llamado racismo y no en la gente racializada, si estos niños logran verlo y sonreír estamos del otro lado".

Además explicó que, a lo largo de su carrera ha elegido personajes con los que el público empatiza por las motivaciones humanas que encuentra en ellos, algo que también buscó con su nuevo papel como héroe, quien dijo, es un hombre que sólo quiere proteger a su familia.

"Entendemos que en la vida misma se encuentra la belleza y no hay necesidad de embellecerla, más aún en lo grotesco podemos encontrar la belleza; desde ahí es que he construido mis personajes y eso es lo que ha llevado a mucha gente a empatizar con mis personajes, incluso haciendo un superhéroe le doy motivaciones mundanas".