Sacerdotes jesuitas serán sepultados en iglesia donde los asesinaron

·1  min de lectura

CREEL, Chih., junio 26 (EL UNIVERSAL).- La comunidad del municipio de Creel despidió este domingo a los sacerdotes jesuitas Javier Campos y Joaquín Mora.

Desde la tarde del sábado los restos de los sacerdotes asesinados en la región de Cerocahui, Urique el pasado lunes 20 de junio, llegaron a la poblado de Creel, donde fueron recibidos con globos blancos y una misa en la parroquia Nuestra Señora de Lourdes de dicho municipio reconocido por albergar a la comunidad Tarahumara.

Hasta el lugar acudieron cientos de personas que recordaron a los sacerdotes, quienes a pesar de radicar en la región de Cerocahui, bajaban hasta este municipio a realizar labores sociales y religiosas dentro de las misiones que tiene la comunidad jesuita en Chihuahua.

Después de ser despedidos por la comunidad de Creel, los restos de los sacerdotes fueron trasladados a Cerocahui, donde desde este domingo serán velados, para después ser sepultados mañana lunes en la misma iglesia donde ocurrió el ataque el lunes pasado.

Cabe destacar que en los recorridos que ha realizado EL UNIVERSAL por el municipio de Creel, se observó presencia policiaca de los tres niveles de gobierno.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.