¿Qué es el síndrome de Sjögren?

México, 9 May (Notimex).- El síndrome de Sjögren es una enfermedad autoinmune inflamatoria que se caracteriza por una resequedad excesiva de ojos, boca, garganta, piel y otras membranas mucosas del cuerpo.

En este tipo de enfermedad, el sistema inmunológico no funciona correctamente y ataca sus propias células y tejidos sanos, lo cual genera daño e inflamación que afecta principalmente a mujeres post-menopáusicas.

Cuando se tiene este padecimiento, las células del sistema inmunológico atacan a las células normales de las glándulas exocrinas, mismas que secretan las sustancias humectantes de los ojos, la boca y otros tejidos.

De acuerdo con la Arthritis Foundation existen dos tipos del síndrome de Sjögren, el primario que ocurre por sí solo y no tiene relación alguna con otras enfermedades y el secundario que se presenta con otras enfermedades autoinmunes, como la artritis reumatoide (AR), el lupus o la miositis.

Además, este síndrome afecta a más de un millón de personas en Estados Unidos y el 90 por ciento de los casos lo presentan las mujeres; también se conoce que es menos común en personas menores de 20 años.

Los síntomas, por lo general, son resequedad en los ojos, resequedad de la boca, falta de saliva, dolor bucal, hinchazón de las glándulas salivales, resequedad vaginal, fatiga, por mencionar algunos.

Otros daños a la salud asociados con este padecimiento incluyen: inflamación de las articulaciones, artritis, inflamación de los pulmones, los riñones, el hígado, los nervios, la tiroides y la piel.

La causa por la cual aparece esta enfermedad es desconocida pero existe evidencia de que la herencia y las infecciones virales podrían ser factores de riesgo para el desarrollarla.

Para el diagnóstico se debe considerar la edad, sexo y tiempo de evolución de la enfermedad, y mientras más pronto sea, se podría disminuir o prevenir afecciones en otros órganos.

El médico revisará el historial clínico del paciente, realizará análisis de sangre e incluso puede recomendar un examen de vista con un oftalmólogo, también es posible que haga un examen físico para evaluar los signos de la enfermedad.

El principal objetivo del tratamiento es aliviar el malestar y disminuir o prevenir los efectos de la resequedad y se basará en las necesidades específicas de cada persona.

Por lo anterior la Arthritis Foundation recomienda lo siguiente para el cuidado de la piel en personas con este padecimiento:

1. Use jabones y lociones hipoalergénicos para piel seca y sensible.

2. Siempre que sea posible, evitar corrientes de aire provenientes del aire acondicionado, calentadores y radiadores.

3. Evite detergentes, jabones desodorantes y agua muy caliente, los cuales pueden resecar aún más la piel.

4. Use humidificadores para añadir humedad al ambiente

-Fin de nota-

 

NTX/AYE/ACP