Tanto Rusia como Ucrania torturaron a prisioneros de guerra, según la ONU

Imagen de archivo de prisiones de guerra ucranianos caminando tras un intercambio en un lugar desconocido de Ucrania.

Por Emma Farge

GINEBRA, 15 nov (Reuters) - La oficina de Derechos Humanos de la ONU dijo el martes que tanto Rusia como Ucrania torturaron a prisioneros de guerra durante los casi nueve meses que dura el conflicto, citando ejemplos como el uso de descargas eléctricas y la desnudez forzada.

El equipo de supervisión de la ONU con sede en Ucrania basó sus conclusiones en entrevistas con más de 100 prisioneros de guerra de cada lado del conflicto. Las entrevistas con los presos ucranianos se realizaron tras su liberación, ya que Rusia no permitió el acceso a los lugares de detención, señaló.

Matilda Bogner, jefa de la misión de observación, declaró en una rueda de prensa en Ginebra que la "gran mayoría" de los prisioneros ucranianos que entrevistaron y que estaban en manos de las fuerzas rusas denunciaron torturas y malos tratos. Dio ejemplos de ataques con perros, descargas eléctricas y violencia sexual.

Según indicó, el trato tenía como objetivo intimidarles y humillarles. Un hombre que se encontraba en una colonia penal cerca de Olenivka dijo al equipo que miembros de grupos armados afiliados a Rusia "me colocaron cables en los genitales y en la nariz y me dieron descargas eléctricas. Simplemente se divertían y no les interesaban mis respuestas a sus preguntas".

Rusia, que invadió Ucrania el 24 de febrero, niega la tortura u otras formas de maltrato a los prisioneros de guerra.

En el lado ucraniano, Bogner informó de "denuncias creíbles" de ejecuciones sumarias de prisioneros rusos, entre otros abusos.

Otros prisioneros rusos denunciaron las malas y humillantes condiciones de transporte y el hecho de que los metieran en camiones o furgonetas desnudos, con las manos atadas a la espalda. El equipo de la ONU dijo que también había documentado casos de las llamadas "palizas de bienvenida" en una colonia penal.

Kiev afirmó con anterioridad que comprueba toda la información relativa al tratamiento de los prisioneros de guerra e investigará cualquier violación y tomará las medidas legales pertinentes.

(Editado en español por Carlos Serrano)