Rusia inicia pesquisas penales a dos críticos de la guerra

Las autoridades rusas anunciaron el lunes investigaciones penales contra un famoso actor que es crítico de la guerra en Ucrania y un filántropo que apoya a la oposición rusa, las acciones más recientes de una amplia campaña de represión contra la disidencia que lleva ya varios meses.

La Comisión Investigadora de Rusia informó en un comunicado que su director, Alexander Bastrykin, ordenó que se abriera un caso penal contra Artur Smolyaninov, un reconocido actor ruso que dejó el país luego de que las fuerzas de Moscú invadieron Ucrania, y quien en varias ocasiones ha criticado la guerra.

Smolyaninov “hizo una serie de declaraciones contra Rusia en una entrevista con un medio de comunicación de Occidente”, de acuerdo con el comunicado. La Comisión Investigadora no especificó cuáles acciones de Smolyaninov constituían un delito ni cuáles serían los cargos que presentaría en su contra.

La entrevista más reciente de Smolyaninov realizada la semana pasada provocó indignación entre los partidarios del Kremlin. El actor comentó a la Novaya Gazeta Europe que si tuviera que luchar en la guerra, lo haría “del lado de Ucrania”. “Para mí, es el lado de mis hermanos que están siendo atacados por mis otros hermanos”, señaló el actor.

El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, elogió el lunes la pesquisa contra Smolyaninov, señalando que es “importante que nuestros organismos (de aplicación de la ley) relevantes piensen sobre esos comentarios”.

La pesquisa contra Smolyaninov se produce en medio de una fuerte retórica sobre los rusos que abandonaron el país debido a la guerra. Los legisladores han sugerido confiscar las propiedades de aquellos que se mudaron al extranjero, o subir los impuestos a aquellos que siguen trabajando de manera remota para empresas rusas. Otros simplemente los han llamado “traidores”.

Por otra parte, el Ministerio del Interior colocó al conocido filántropo Boris Zimin en la lista internacional de más buscados por cargos de fraude, informaron el lunes funcionarios rusos. Zimin ha financiado varios medios de comunicación independientes en Rusia así como proyectos del líder opositor encarcelado Alexei Navalny. Se reportó que abandonó el país en 2015.

Navalny, el principal rival del Kremlin, dijo que fue Zimin quien pagó 79.000 euros para su evaluación médica en Berlín en agosto de 2020, cuando el político fue envenenado con un agente neurotóxico y estuvo en coma en la ciudad siberiana de Omsk.