Ataque turco causa 20 muertos en Afrin, dicen sirios kurdos

Por PHILIP ISSA
Esta imagen, distribuida por la agencia oficial de noticias siria SANA, muestra a civiles sirios cargados con sus pertenencias mientras huyen de los combates entre las fuerzas del gobierno sirio y los rebeldes en Hamouria, en Ghouta oriental, un suburbio de Damasco, Siria, el 15 de marzo de 2018. (SANA via AP)

BEIRUT (AP) — Al menos 20 civiles fallecieron el viernes por bombardeos y ataques aéreos de Turquía sobre el enclave de Afrin, en el norte de Siria. El ejército de Ankara pidió a los residentes que abandonen la localidad y a los combatientes sirios kurdos que la controlan que se rindan al asedio.

Además de las víctimas mortales, otras 30 personas resultaron heridas en los ataques, dijo la oficina de medios de las Fuerzas Democráticas Sirias, un grupo liderado por kurdos y respaldado por Estados Unidos que opera en la región autónoma kurda del norte de Siria.

Las víctimas yacían muertas en las calles en medio de charcos de sangre, según un video del Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, un grupo con sede en Gran Bretaña que monitorea el conflicto sirio. El Observatorio reportó 18 muertos.

Desde el inicio de la ofensiva en enero, las fuerzas turcas han rodeado casi por completo Afrin en su intento de expulsar a los combatientes sirios kurdos de la localidad y la región circundante. Los residentes dicen que sufren escasez de pan, agua y electricidad.

Cientos de civiles fueron vistos saliendo de Afrin para resguardarse en aldeas cercanas el jueves. Se cree que en Afrin quedan todavía decenas de miles de civiles.

Antes el viernes, aviones turcos arrojaron panfletos en árabe y kurdo sobre Afrin en los que se pedía a los residentes que se alejen de las “posiciones terroristas” _ en referencia a los combatientes kurdos _ y que no permitan que se les utilice como "escudos humanos".

Por otra parte, el ejército ruso y el gobierno de Siria anunciaron antes el viernes que ampliarán el alto el fuego sobre los suburbios de Damasco controlados por los rebeldes el tiempo suficiente para permitir que los civiles abandonen el sitiado enclave.

La tregua durará “hasta que todos (los civiles) salgan” de la región conocida como Ghouta oriental, explicó el ministro de Exteriores de Rusia, Sergey Lavrov, desde Kazajistán.

Según el Ministerio de Defensa ruso, a primera hora de la mañana unas 2.000 personas abandonaron los suburbios rebeldes.

En la víspera se registró el mayor éxodo de civiles en un único día en los siete años de guerra civil en Siria. Decenas de miles de personas salieron de Hamouria y de otras localidades controladas por la oposición para escapar de la ofensiva gubernamental.

Mientras los civiles huían, tropas del gobierno sirio respaldadas por la aviación rusa avanzaban en Ghouta oriental.

En el noroeste del país, las fuerzas turcas siguen logrando avances en su ofensiva sobre la localidad de Afrin, controlada por sirios kurdos.

___

Las periodistas de The Associated Press Suzan Fraser en Ankara, Turquía, y Nataliya Vasilyeva en Moscú contribuyeron a este despacho.