Rusia anuncia un alto al fuego tras violenta escalada entre Armenia y Azerbaiyán

·3  min de lectura
© Karen Minasyan, AFP

El Kremlin comunicó que el presidente Vladimir Putin está trabajando en un “cese de hostilidades” luego de la violenta escalada que sucedió en las últimas horas entre Bakú y Ereván. El segundo comunicó el fallecimiento de 49 soldados después de enfrentamientos fronterizos y advirtió que pueden responder a esta “provocación a gran escala”. La Unión Europea condenó los hechos y Francia prometió llevar el tema a discusión en el Consejo de Seguridad.

Este martes 13 de septiembre rebrotó el conflicto que Azerbaiyán y Armenia mantienen hace décadas. El primer ministro armenio, Nikol Pashinian, denunció en el Parlamento que 49 militares murieron en la vera de la frontera por un ataque azerí.

“La cifra no es definitiva”, afirmó. El Ministerio de Salud también dio cuenta de que tres civiles quedaron heridos, uno de ellos de manera grave.

Según acusó el premier, las acciones se dieron en “cuatro direcciones y más tarde se sumaron otras tres” y están vinculadas con la falta de voluntad de Bakú para encauzar las negociaciones de paz sobre el enclave de Nagorno Karabaj, espacio que se disputan históricamente y por el que se desbordó hacia una nueva guerra en septiembre de 2020.

En contrapartida, el Ministerio de Defensa azerbaiyano apuntó que soldados armenios abrieron fuego “intensamente con armas de varios calibres” contra posiciones de su Ejército, algo que provocó “pérdidas entre el personal de las Fuerzas Armadas”.

A partir de allí, “se tomaron medidas de respuestas decisivas” por parte de los militares, señaló el comunicado.

En este marco, el Kremlin informó un “cese de hostilidades” negociado y que esperan que sea respetado. El Ministerio de Exteriores mostró “extrema preocupación por el fuerte empeoramiento de la situación” y los instó a resolver la disputa “exclusivamente a través de medios políticos y diplomáticos”.

“Hacemos un llamado a las partes para que se abstengan de una mayor escalada, actúen con moderación y observen estrictamente el alto el fuego”, agregó. Sin embargo, medios azerbaiyanos afirmaron que la paz no duró ni 15 minutos y desde Armenia ratificaron que los combates aminoraron, pero persisten.

En su comparecencia ante el Parlamento, Pashinian subrayó que “Azerbaiyán no quiere negociaciones”, algo que –contó- quedó fijado en una reunión en Bruselas con el líder Ilham Aliev.

El primer ministro armenio conversó sobre los últimos acontecimientos con el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, quien recalcó que “la paz y la estabilidad en la región no tienen alternativa”.

La comunidad internacional llama a negociar

Francia elevará el conflicto azerí-armenio al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas para que sea discutido, informaron desde el Palacio del Elíseo después de que el presidente Emmanuel Macron dialogara con el premier de Ereván.

El jefe de Estado francés, abierto a hablar con su homólogo azerbaiyano Ilham Aliev, llamó a que respeten el cese al fuego y la integridad territorial de Armenia y advirtió que seguirá “activo” para que las partes resuelvan el problema en una mesa de negociaciones.

En tanto que la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC), la alianza militar que une a seis repúblicas soviéticas y que incluye a Armenia, condenó el “uso de la fuerza” en este conflicto.

“Para el arreglo de las disputas deben utilizarse métodos exclusivamente político-diplomáticos”, reza un comunicado del bloque que lidera Rusia y que también integran Belarús, Kazajistán, Kirguistán y Tayikistán.

La Unión Europea también abogó por retomar la tranquilidad. “Es imprescindible que paren las hostilidades y que se vuelva a la mesa de negociación. El alto el fuego debe respetarse completamente”, apuntó Josep Borrell.

Estados Unidos también se refirió a los enfrentamientos en el Cáucaso. El secretario de Estado, Anthony Blinken, dijo que dejaron en claro “hace mucho tiempo” que “no puede haber una solución militar al conflicto”.

“Instamos a poner fin a cualquier hostilidad militar de inmediato", agregó la dependencia del diplomático.

Con EFE y Reuters