Rubén Rocha destaca descenso en la tasa delictiva

CULIACÁN, Sin., noviembre 7 (EL UNIVERSAL).- El gobernador de Sinaloa, Rubén Rocha Moya, dijo que de los 23 casos de mujeres que han sido privadas de la vida en forma violenta en lo que va de este año, la Fiscalía General del Estado investiga 17 como feminicidios, cifra que es menor a los hechos que se han presentado a inicios de los dos sexenios anteriores.

Sobre el caso más reciente de la joven madre Karen "N", cuyo cuerpo fue encontrado dentro de su vivienda en la colonia Pedro Infante del municipio de Salvador Alvarado, y a la que él conocía por trabajar en un restaurante que frecuentaba, indicó que por las características del hecho aún no se define si es investigado como feminicidio.

Aclaró que acudió al funeral de la víctima por la relación afectiva que tenía con ella y el resto de las empleadas del restaurante, en la que ella laboraba en la ciudad de Guamúchil, de cuyo caso está muy pendiente de que se resuelva a la brevedad posible.

Rocha Moya externó que aun cuando las estadísticas delictivas reflejan un claro descenso en la mayor parte de los delitos en su primer año de gobierno, como sucede en el caso de los asesinatos violentos de mujeres de los cuales, en el 2011, durante el inicio del sexenio de Mario López Valdez se tuvo 93, le preocupa que sigan ocurriendo este tipo de homicidios.

Durante su tradicional conferencia semanal, el ejecutivo estatal aclaró que los mayores problemas para tener una buena coordinación en materia de seguridad pública se han presentado en los municipios de Culiacán y Mazatlán.

Indicó que espera que con los relevos en las presidencias municipales, las condiciones en esta materia cambien y se pueda establecer nuevos criterios de trabajo conjunto con las fuerzas estatales y federales, a fin de mantener la tendencia a la baja.

Al realizar un comparativo con el primer año de mandato de sus dos anteriores antecesores en el cargo, citó que en el 2011 se tuvo con López Valdez mil 593 homicidios dolosos, en el mismo periodo de Quirino Ordaz Coppel, en 2017, la cifra bajo a mil 281.

Precisó que al corte del mes de octubre de este año, la tasa de homicidios dolosos es de 404 casos, lo que significa una reducción del 74.6 por ciento respecto al primer año del ejecutivo estatal Mario López Valdez.