Quién es Roman Protasévich y por qué Bielorrusia desvió un avión para secuestrarlo

·4  min de lectura

ROMAN DMÍTRIYEVICH Protasévich es un periodista y activista opositor bielorruso de 26 años de edad, comenzó su activismo vía internet cuando era adolescente.

A los 17 años, cuando todavía cursaba la secundaria, fue detenido por dirigir dos grupos en la red social rusa Vkontakte contra el presidente de Bielorrusia, Alexander Lukashenko.

Uno de los grupos se llamaba “Estamos hartos de este Lukashenko”, que gobierna ese país desde 1994, un año antes de que naciera Protasévich.

Tras salir de la detención, el joven periodista informó que lo “golpearon en los riñones y el hígado”, también dijo: “Oriné sangre durante tres días después. Me amenazaron con acusarme de asesinatos sin resolver”, explicó.

No te pierdas: Secuestro y terrorismo, acusaciones contra Bielorrusia luego de desviar avión con opositor a bordo

Finalmente, durante el interrogatorio, agentes de los servicios de seguridad bielorrusos le pidieron las contraseñas de sus grupos en línea.

Tras el episodio inició su trabajo como fotógrafo para medios bielorrusos y en 2017-2018 recibió una beca Václav Havel para aspirantes a periodistas independientes.

Protasévich abandonó Bielorrusia en 2019, cuando comenzó a trabajar en el influyente canal opositor de Telegram Nexta.

Más tarde se convirtió en redactor jefe del canal, que actualmente cuenta con más de 1,2 millones de suscriptores, y, que también tuvo un importante papel durante las protestas contra el presidente Lukashenko, al informar los detalles, las horas y las fechas de las concentraciones.

También lee: La Unión Europea y Estados Unidos rechazan reconocer a Lukashenko como presidente de Bielorrusia

El activista vive entre Polonia y Lituania y actualmente es el editor del canal BGM, que cuenta con 260,000 suscriptores.

En 2020, Protasévich hizo la cobertura de la campaña de las elecciones presidenciales en la que la representante de la oposición, Svetlana Tijanóvskaya, se enfrentó a Lukashenko, sin embargo, el triunfo fue para el segundo, motivo por el cual hubo protestas masivas sin precedentes y las autoridades respondieron con violencia.

En noviembre de 2020, Bielorrusia emitió una orden de detención contra Protasévich por su trabajo en Nexta, bajo el argumento de que estaba “involucrado en actividades terroristas”.

En su perfil de Twitter, el opositor se definía entonces con ironía como “el primer periodista terrorista de la historia”, y, en Bielorrusia castiga las “actividades terroristas” con la pena de muerte.

El 16 de mayo, el periodista informó en su cuenta de Twitter que había realizado una cobertura fotográfica de la visita de Tijanóvskaya a Atenas, la ciudad de donde salió el vuelo de Ryanair con destino a Vilna.

Sin embargo, el avión de Ryanair fue secuestrado y obligado a aterrizar en Minsk, los pasajeros escucharon a Protasévich decir que “se enfrentaba a la pena de muerte”, el periodista iba acompañado de su pareja, Sofia Sapéga, detenida el domingo junto a él.

Sobre el hecho, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, dijo que recibirá una “respuesta muy fuerte” de los países de la UE.

Von der Leyen apuntó que se trató de un “altamente inaceptable secuestro de un avión de Ryanair por parte de las autoridades de Bielorrusia. Habrá una reacción muy fuerte”.

En la visión de la jefa de la Comisión Europea, el mandatario bielorruso, Alexander Lukashenko “y su régimen deben entender que habrá severas consecuencias”.

Además, añadió, los técnicos de las instituciones europeas están analizando la posibilidad de sanciones contra “el sector aeronáutico de Bielorrusia”, Von der Leyen apuntó que el periodista opositor bielorruso Román Protasévich, tiene que ser “liberado inmediatamente”.

“Podremos presión sobre el régimen por el tiempo necesario hasta que finalmente respete la libertad de prensa y la libertad de opinión”, expresó Von der Leyen.

Por su parte, la jefa del gobierno de Alemania, Angela Merkel, dijo que las razones invocadas por el gobierno de Bielorrusia para forzar el aterrizaje de un avión de pasajeros son “completamente inverosímiles”.

“Hemos visto el aterrizaje forzado que condujo al arresto de un opositor bielorruso (…). Todas las otras explicaciones para el aterrizaje de este vuelo de Ryanair son completamente inverosímiles”, dijo Merkel al llegar al Consejo Europeo.

Los líderes de los 27 países de la UE, dijo Merkel, discutirán esta noche “que medidas podemos tomar contra Bielorrusia”. La idea es adoptar una “reacción unificada”, con un abanico de opciones que “ciertamente” incluye nuevas sanciones. N

Con información de La Razón

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.