Después de Roe, las personas buscan esterilizaciones permanentes, y algunas son rechazadas

·7  min de lectura

HELENA, Montana - Un puñado de personas se reunió recientemente a la sombra de un gran pino para celebrar una especie de fiesta de despedida. Su amiga, Dani Marietti, iba a someterse a la extirpación de las trompas de Falopio, una decisión que tomó tras la publicación en mayo de un borrador filtrado de la decisión de la Corte Suprema de Estados Unidos de anular el derecho constitucional al aborto.

El pequeño grupo inició la "ducha de esterilización" de la joven de 25 años colocando carteles escritos con tiza que decían "See Ya Later Ovulater" y "I got 99 problems but tubes ain't one". Y comieron galletas con eslóganes sobre el derecho al aborto, como "My Body, My Choice" (Mi cuerpo, mi elección), escritos con escarcha.

"Salud por Dani y su decisión de esterilizarse", dijo Kristina McGee-Kompel.

Marietti es una estudiante de posgrado de tiempo completo en Helena que trabaja para convertirse en terapeuta. No quiere que los hijos se interpongan en su carrera, dijo. Ya había pensado en la esterilización permanente, pero la posibilidad de que la Corte Suprema anulara el caso Roe va. Wade la empujó a buscar un ginecólogo que la ayudara con un método anticonceptivo permanente.

"'Quiero hacerlo cuanto antes'", recuerda haberle dicho al médico.

"Siempre supe que no quería tener hijos y, por supuesto, cuando dices eso siendo joven, todo el mundo dice: 'Oh, ya cambiarás de opinión' o 'Espera hasta que encuentres a la persona adecuada'", dijo. "Siempre he ignorado eso".

El aborto sigue siendo legal en Montana, pero no está claro si seguirá siéndolo. El fiscal general del estado, el republicano Austin Knudsen, ha pedido a la Corte Suprema de Montana que anule su decisión de 1999, según la cual el derecho a la intimidad de la constitución del estado incluye el derecho a interrumpir un embarazo.

La incertidumbre en torno al acceso al aborto en Montana y en otros estados en los que el aborto es ahora o pudiera llegar a ser ilegal, además del temor a futuras luchas legales sobre la anticoncepción a largo plazo, al parecer ha estimulado un aumento en el número de personas que buscan la esterilización quirúrgica, según los reportes de los médicos. Esto incluye a Marietti, que se someterá a una salpingectomía, un procedimiento en el que se extirpan las trompas de Falopio en lugar de ligarlas, como en la ligadura de trompas, que puede ser reversible.

El número de personas que buscan la esterilización permanente tras la caída de Roe no estará claro hasta el año que viene, dijo Megan Kavanaugh, investigadora del Guttmacher Institute, que recolecta datos relacionados con la atención a la salud reproductiva en Estados Unidos y apoya el derecho al aborto.

Pero los informes anecdóticos indican que hay más personas que se someten a procedimientos permanentes de control de la natalidad desde la decisión de la Corte Suprema del 24 de junio en el caso Dobbs vs. Jackson Women's Health Organization, que anuló Roe. La Dra. Kavita Arora, que preside el comité de ética del Colegio Estadounidense de Obstetras y Ginecólogos (ACOG), dijo que los proveedores de todo el país están empezando a ver una afluencia de pacientes en sus quirófanos.

La ginecóloga y obstetra de Carolina del Norte relató lo que dijo una de sus pacientes justo antes de una operación reciente. "Quería tener un control autónomo sobre su cuerpo, y esta era su manera de asegurarse de que ella era la persona que tenía que tomar las decisiones", dijo Arora.

En Montana, la Dra. Marilee Simons, ginecóloga y obstetra del Bozeman Health Deaconess Hospital, dijo que cada vez más adultos de entre 20 y 30 años sin hijos han acudido al hospital para consultar sobre la esterilización. Muchas son mujeres que ya practican el control de la natalidad, dijo. "Siguen preocupadas por un embarazo no deseado y por lo que pudiera significar en el futuro", dijo.

La mayoría pide que se le extirpen las trompas para evitar permanentemente el embarazo. Un número menor de personas piden histerectomías, que extirpan quirúrgicamente una parte o la totalidad del útero. Para satisfacer la demanda, Bozeman Deaconess ha dedicado al menos un proveedor a trabajar con estas pacientes varios días a la semana.

La presidenta y directora ejecutiva de Planned Parenthood de Montana, Martha Fuller, dijo que las clínicas de todo el estado han visto un aumento "sin precedentes" de pacientes que piden ser esterilizados, incluidas las solicitudes de vasectomías.

Pero algunas personas que buscan procedimientos de esterilización en todo Estados Unidos están siendo rechazadas. Arora dijo que algunos pacientes que no tienen hijos y que están en edad fértil informan de dificultades para encontrar proveedores dispuestos a esterilizarlos.

La reticencia de estos profesionales puede deberse a estudios y datos que sugieren que el riesgo de arrepentimiento de las pacientes esterilizadas a los 30 años o menos es alto. Otros estudios obtuvieron resultados mixtos y descubrieron que algunas mujeres se arrepienten menos con el tiempo, dijo Arora.

Arora dijo que se asegura de que sus pacientes comprendan las implicaciones de cualquier procedimiento de esterilización, especialmente las opciones irreversibles. También se pregunta si se presiona a las pacientes para que pidan el procedimiento. "Creo sinceramente que mi trabajo no es ser una guardiana, sino potenciar y elevar esos objetivos y deseos, especialmente tras una buena toma de decisiones compartida y un consentimiento informado", dijo.

Algunos pacientes a los que se les ha denegado la esterilización han recurrido a terapeutas como Barbara DeBree, que tiene una consulta privada en Helena y escribe cartas a los proveedores en las que certifica que los pacientes han reflexionado sobre sus decisiones. Otros proveedores de servicios de salud mental dicen que también están recibiendo solicitudes de cartas de apoyo, dijo DeBree.

"No es una decisión rápida para ellos", dijo, refiriéndose a los pacientes que piden cartas.

Las preocupaciones éticas de los proveedores sobre futuros arrepentimientos no son las únicas barreras a las que pueden enfrentarse los pacientes que buscan procedimientos de esterilización. El costo y la cobertura del seguro también pueden ser problemas.

Alex Wright, residente en Helena, de 23 años, no tiene intención de tener hijos y quiere esterilizarse. Tiene previsto programar una consulta para ver si su proveedor de servicios médicos está dispuesto a realizar el procedimiento. Dijo que si su proveedor habitual no lo hace, buscará a alguien en las listas de proveedores en línea dispuestos a realizar el procedimiento en personas jóvenes.

"Eso solo es útil si puedo conseguir la ayuda financiera para que se haga a través de esas personas", dijo, refiriéndose a su cobertura de seguro.

Wright dijo que su compañía de seguros calcula que pagará unos $4,000 de su bolsillo si acude a un proveedor de la red. Recurrir a un médico fuera de la red pudiera costar bastante más.

Aunque algunas personas buscan procedimientos permanentes como reacción a la decisión de Dobbs, otras lo hacen porque creen que la Corte Suprema continuará alterando las normas de salud reproductiva. Kavanaugh, el investigador de Guttmacher, dijo que el juez Clarence Thomas abrió esa puerta al sugerir en su opinión concurrente en Dobbs que otros precedentes deberían ser revisados, incluyendo la decisión de 1965 en el caso Griswold vs. Connecticut que dice que la prohibición de los anticonceptivos viola el derecho a la privacidad de una pareja casada.

"Creo que estamos anticipando que va a haber algunos ataques a la anticoncepción", dijo Kavanaugh.

Eso es lo que preocupa a Shandel Buckalew, de Billings, Montana, que quiere una histerectomía completa. La mujer, de 31 años, dijo que su médico cree que tiene endometriosis, una dolorosa condición en la que el tejido que normalmente crece dentro del útero crece en otras partes de los órganos reproductivos. Buckalew no se ha sometido a todas las pruebas necesarias para el diagnóstico porque no tiene seguro médico y no puede permitírselo.

"Aunque tengo un DIU, la cantidad de calambres y el dolor que sufro me ponen muy enferma", dice.

Espera que una histerectomía alivie ese dolor, además de proporcionarle un método anticonceptivo permanente porque no quiere tener hijos. Pero su falta de seguro médico hace que el procedimiento sea inasequible.

Está intentando conseguir un seguro médico antes de que su dispositivo intrauterino caduque dentro de dos años, porque teme que el panorama de la salud reproductiva cambie drásticamente. Describe que se siente aterrada y enfadada.

"Es como si mi vida no importara", dijo.

---

(KHN (Kaiser Health News) es una redacción nacional que produce periodismo en profundidad sobre temas de salud. Junto con Policy Analysis and Polling, KHN es uno de los tres principales programas operativos de KFF (Kaiser Family Foundation). KFF es una organización sin ánimo de lucro que proporciona información sobre temas de salud a la nación. Este reportaje forma parte de una asociación que incluye la Radio Pública de Montana , la Radio Pública de Yellowstone, NPR y KHN).

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.