"Ricochet", el retrato del duelo y la venganza en el FICM

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 29 (EL UNIVERSAL).- En 2007, en Argentina, un hombre con vida tranquila y sin problemas con alguien, asesinó al que le había dado muerte a su hijo y era liberado por la justicia.

La anécdota se quedó en la mente de Rodrigo Fiallega, quien comenzó a escribir el guión de "Ricochet", donde muestra lo que pudo ser ese día en la vida del homicida.

"Me impresionó mucho esa historia por esta cosa que hacemos los seres humanos sin entender a veces por qué las hacemos", cuenta el cineasta, "se quedó en mi cabeza eso y fue tomarlo de pretexto, no quise investigar más el hecho para no empapar más y así construir todo".

"Ricochet", título del proyecto, forma parte de la selección oficial del Festival Internacional de Cine de Morelia que arrancó ayer en la capital michoacana.

Es protagonizada por el holandés Martijn Kuiper, con la participación de Iazúa Larios ("Apocalypto") y Andrés Almeida ("Los Héroes del Norte"). Es una de las cuatro producción, de nueve, que compiten y fueron apoyadas por el extinto Foprocine, responsable de proyectos de corte autoral.

El estelar europeo considera, a pregunta expresa, que la muerte en México se lleva hondo. Su personaje es alguien que lleva viviendo mucho tiempo en otro país y no puede superar la muerte de su hijo, como si lo hace la expareja.

"La cultura mexicana lleva la muerte de otra manera, se que aquí hay muchas familias que llevan el luto durante nueve días y es toda una tradición que se lleva más largo tiempo; en Europa es ir a la funeraria, enterrar a la persona y ya, pero creo el duelo emocional puede ser más hondo, aunque de ninguna manera quiere decir que es mejor", considera Kuiper.

"Ricochet" se desarrolla en un pueblo y Fiallega escribió varios diálogos en el que se procuró mostrar la tradición verbal de contar relatos y leyendas. También las verdades que el empirismo da a las personas.

"El guión era una mezcla de diálogos tanto de historias que se convierten en verdades, como de repente de estos diálogos que parecen sonidos cotidianos que no dicen nada, pero sí mucho, como es la vida misma; como esas pláticas de las que de pronto salen verdades", comenta el cineasta.

La cinta aún no cuenta con fecha de estreno comercial.