Ricardo Gil Lavedra reclamó cambios en el funcionamiento del Consejo de la Magistratura

·5  min de lectura
Ricardo Gil Lavedra asumió como nuevo presidente del Colegio Publico de Abogados de la Ciudad de Buenos Aires. Asistieron los jueces de la Corte Suprema Ricardo Lorenzetti y Juan Carlos Maqueda
Rodrigo Nespolo

El excamarista Ricardo Gil Lavedra llamó a los abogados a bregar por la independencia judicial desde el Consejo de la Magistratura y el Colegio Público de Abogados de la Capital Federal, al asumir esta noche como nuevo presidente del organismo.

Ante más de 500 personas que desbordaban el auditorio del Colegio, sobre la avenida Corrientes 1441, Gil Lavedra enfocó su discurso en lo institucional, reclamando que los abogados sean protagonistas para cambiar el descrédito de la justicia y lo lento y farragoso del acceso para los justiciables. Y los exhortó a recuperar la fe en el derecho y en las instituciones judiciales.

El peronismo se parte en La Matanza: surge una candidata que desafía a Fernando Espinoza y a La Cámpora

Lo escuchaban, en primera fila, los jueces de la Corte Suprema Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorezentti, junto al exjuez y exministro Carlos León Arslanian, excompañero del tribunal de Gil Lavedra en el Juicio a las Juntas. Un peronista que siempre amigo del dirigente radical.

Entre los asistentes se destacaron Pablo Clusellas, exsecretario de Legal y Técnica de Mauricio Macri, el fiscal general de la Ciudad Juan Bautista Mahiques, el procurador bonaerense Julio Conte Grand, el diputado y consejero de la magistratura Pablo Tonelli, el consejero Diego Marías y el constitucionalista Daniel Sabsay.

La ministra de Educación porteña, Soledad Acuña, los jueces de la corte suprema Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti y la jueza del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad Inés Weinberg de Roca, junto a Gil Lavedra
Rodrigo Nespolo


La ministra de Educación porteña, Soledad Acuña, los jueces de la corte suprema Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti y la jueza del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad Inés Weinberg de Roca, junto a Gil Lavedra (Rodrigo Nespolo/)

El discurso de Gil Lavedra fue interrumpido por aplausos en varias ocasiones: cuando prometió una atención personalizada de cada uno de los integrantes del consejo directivo a los matriculados, cuando se comprometió con las políticas de género y la defensa de las mujeres víctimas de maltratos en el ejercicio profesional y cuando habló de poner en pie de igualdad a los abogados con los funcionarios judiciales para acceder a la magistratura. “Los mejores jueces son los que tienen experiencia”, reclamó.

“Queremos que nuestros representantes en el Consejo de la Magistratura defiendan nuestros intereses. Que procuren la sanción y la separación de los jueces que incurran en mal desempeño, que se monitoree la actividad de los tribunales y que se eliminen las restricciones que impiden a los abogados y abogadas acceder en pie de igualdad a la magistratura”, remarcó.

Gil Lavedra accedió a la presidencia del Colegio -que maneja la matrícula de los abogados de la Ciudad de Buenos Aires- como candidato de una amplia coalición de agrupaciones abogadiles, que dejaron de lado sus diferencias para enfrentar a Gente de Derecho, la agrupación que orienta Jorge Rizzo y que controló el Colegio los últimos 16 años. Gil Lavedra, con el apoyo de Juntos por el Cambio, se impuso sobre Rizzo, que llevaba candidatos camporistas y tenía el apoyo del oficialismo.

Ricardo Gil Lavedra asume como nuevo presidente del Colegio Publico de Abogados de la Ciudad de Buenos Aires, asisten los jueces de la corte suprema Ricardo Lorenzetti y Juan Carlos Maqueda
Rodrigo Nespolo


Ricardo Gil Lavedra asume como nuevo presidente del Colegio Publico de Abogados de la Ciudad de Buenos Aires, asisten los jueces de la corte suprema Ricardo Lorenzetti y Juan Carlos Maqueda (Rodrigo Nespolo/)

En su primer discurso, Gil Lavedra preparó el terreno para lo que será la elección de integrantes del Consejo de la Magistratura que se realizará a fin de año , para renovar totalmente el cuerpo. Por eso es que remarcó el rol de los abogados en esta tarea, para lograr incidir en la elección de los magistrados y en sus procesos disciplinarios.

En ese sentido reclamó un Consejo de la Magistratura que “deje de ser rehén de intereses políticos” y que se dedique a cubrir las vacantes, ya que la falta de jueces pone en riesgo, dijo, la prestación del servicio de justicia.

Gil Lavedra destacó que “la justicia en la Argentina padece una crisis de credibilidad” porque se desconfía de la independencia de los jueces respecto de la política y de otros factores de presión. También apuntó a las dificultades de acceso y las enormes demoras en los procesos judiciales. Por el otro lado, advirtió que la crítica constante sobre los fallos termina horadando también a los tribunales.

“A los abogados y abogadas no nos es indiferente esta situación de descrédito de la justicia. Tenemos un mandato constitucional para asegurar la independencia de los jueces y la eficacia de los servicios de justicia”, dijo. Mencionó que el remedio es “la presencia de la abogacía en el Consejo de la Magistratura”.

Ricardo Gil Lavedra y Jorge Rizzo
Captura


Ricardo Gil Lavedra y Jorge Rizzo (Captura/)

Sostuvo que esta legitimidad de los jueces “es débil” pues no están sujetos a la voluntad popular y no tienen el poder del Poder Ejecutivo ni el dinero. “La legitimidad de la actividad judicial está sujeta a algo mas impreciso y volátil: la confiabilidad que despiertan sus decisiones en la comunidad. La credibilidad de que han sido tomadas con base en la ley y de modo imparcial”, enfatizó.

“Los abogados y abogadas somo operadores del derecho, defendemos la aplicación de la ley y de la constitución. Somos auxiliares de la justicia solicitando a los jueces que tutelen los derechos de nuestros clientes. Contribuimos también a la imparcialidad del tribunal”, agregó.

En el frente interno, prometió no dinamitar lo realizado por las anteriores gestiones del Colegio, sino continuarlas. “Vamos a continuar la historia, todas las cosas que se han hecho bien van a proseguir. Las administraciones anteriores han creado un modelo de colegio de servicios que en muchos aspectos es acertado. Nosotros vamos a tratar de mejorarlos, adaptarlos a los tiempos, modernizarlos”.

Solo en Off: “Finjamos demencia”, el meme que es furor entre funcionarios albertistas

Los ejes de su discurso apuntaron a mejorar los servicios del Colegio para el matriculado, fortalecer las herramientas digitales de gestión, la capacitación de los abogados y trabajar sobre las cuestiones de género. Asimismo, anunció una línea de crédito para reequipar a los abogados con celulares y computadoras, habilitar espacios de coworking en el Colegio (ya que muchos letrados debieron cerrar sus estudios durante la pandemia), posibilitar una red de asistencia jurídica para los que menos tienen y firmar un convenio con la UBA para el control de la gestión mediante una política de transparencia activa.

En su discurso, el abogado destacó a las asociaciones que apoyaron su elección: Cambio Pluralista, Abogados de la Ciudad, Sera Justicia, Abogados del Fuero, Abogados Esenciales; Bloque Constitucional; Abogados en Acción, Abogados por Argentina, Justa Causa, Abogados de Pie, Confluencia de Abogados en Evolución, Encuentro de abogados independientes, Presencia y Acción.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.