El rey de Países Bajos recibe un subsidio para gestionar una reserva natural

·2  min de lectura

La Haya, 13 jun (EFE).- El rey Guillermo Alejandro de Países Bajos recibirá una subvención de 4,5 millones de euros en los próximos cinco años para costear los cuidados de parte de la finca Het Loo, en el parque natural de Veluwe, pero no obtendrá subsidio para la mitad del área porque la cerrará cada otoño para su propio disfrute.

El monarca neerlandés tuvo que elegir entre recibir el subsidio para los cuidados de la zona completa a cambio de mantenerla abierta al público todo el año (como exige la sociedad civil), o perder la subvención y mantener la libertad de cerrar para su propio disfrute unas 3.400 hectáreas, más de la mitad del parque natural, durante el periodo de caza.

En una carta enviada este lunes al Parlamento, la ministra de Naturaleza, Christianne Van der Wal, explicó que el rey recibirá 4,5 millones de euros para gestionar la parte de la reserva abierta al público todo el año, por lo que será el propio monarca el que se haga cargo de los costes de mantener el resto del área que no está cubierta por las subvenciones.

El rey cierra la finca entre el 15 de septiembre y el 25 de diciembre, lo que ha sido siempre motivo de polémica para organizaciones, vecinos y políticos en Países Bajos. Esto llevó al gobierno a decidir que el rey ya no podrá impedir el acceso a Het Loo a partir de 2022 durante el periodo de caza, o perderá el subsidio estatal.

En los últimos cinco años, el rey recibió 4,8 millones de euros para la gestión del parque natural y, según Van der Wal, recibirá prácticamente la misma cantidad para el próximo periodo, a pesar de que el área a gestionar es mucho más pequeña porque las tarifas en el país han aumentado y se ha tenido en cuenta también la inflación.

La Fundación para la Protección de la Fauna ha presentado una objeción ante el Ministerio contra el subsidio que recibió el rey durante los últimos cinco años, alegando que no había cumplido las condiciones por haber cerrado más de la mitad del parque durante varios meses y debe devolver el dinero recibido.

La ministra todavía no ha respondido a esa objeción y el caso podría acabar en los tribunales.

El terreno de Het Loo pertenecía a la bisabuela de Guillermo Alejandro, la reina Guillermina (1880-1962), y ella entregó el dominio de 6.700 hectáreas al Estado neerlandés en 1959, siempre y cuando la Casa Real pudiera hacer uso de esta reserva natural cuando quisiera, por lo que el rey sustenta el usufructo del terreno.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.