Se retira Marty Baron, director del Washington Post y leyenda del periodismo norteamericano

Rafael Mathus Ruiz
·3  min de lectura

WASHINGTON.- A Marty Baron, 66 años, se lo puede ver caminando por la calles de Washington a paso calmo, sin saco ni corbata, con su mochila al hombro, como si fuera un residente más. Pero muy pocas figuras han dejado una huella más profunda en la ciudad. Baron, jefe de la redacción del periódico The Washington Post desde 2013, y una leyenda del periodismo en Estados Unidos, anunció su retiro.

"Desde el momento en que llegué a The Post busqué hacer una contribución duradera y retribuir a una profesión que ha significado tanto para mí y que sirve para salvaguardar la democracia", escribió Baron en un memorando difundido al personal del periódico. "Ha sido un honor para mí trabajar junto a cientos de periodistas que hacen de The Post una institución indispensable", apuntó.

Viajar a Estados Unidos: cuáles son los requisitos que rigen a partir de hoy, desde la prueba negativa de Covid hasta la documentación

El retiro de Baron dista de ser una sorpresa -había dicho que se quedaría hasta el final de la presidencia de Donald Trump-, pero marca el punto final de una legendaria carrera de 45 años en el periodismo de Estados Unidos que dejó una profunda marca en el país y en el mundo. Baron duplicó la redacción del Post con el respaldo de Jeff Bezos, quien compró el periódico unos meses después de su llegada, y lideró la transición del papel a la edición digital.

La redacción del Post pasó de tener 580 periodistas a más de 1000 durante su gestión, una de las claves de su éxito. El periódico ganó 10 premios Pulitzer bajo su mando.

"Nuestro éxito estos últimos años no habría y simplemente no podría haber sido posibles sin vos", dijo Bezos en un mensaje publicado en su cuenta de Instagram.

Pero quizá una de sus contribuciones más importantes ocurrió antes de su llegada a Washington. Baron llegó al Post luego de conducir durante doce años a The Boston Globe, y comandar la histórica investigación del periódico sobre los abusos sexuales cometidos por curas pedófilos de la Iglesia Católica. Esa investigación abrió la puerta para el fin del papado de Benedicto XVI y la llegada de Francisco al trono de Pedro, y terminó en una película, "Spotlight", que ganó un Oscar a la mejor película y le dio a Baron fama global.

Además de comandar las redacciones del Post y el Boston Globe, Baron también fue editor del Miami Herald, donde dirigió su cobertura del regreso de Elián González a Cuba, y una investigación que confirmó el triunfo en el disputado estado de Florida de George W. Bush en la elección de 2000, que llegó hasta la Corte Suprema de Justicia. También trabajó para Los Angeles Times y The New York Times.

"Bajo los ocho años de liderazgo de Marty en la sala de redacción, The Washington Post ha experimentado un resurgimiento dramático y ha crecido a nuevas alturas periodísticas", escribió el CEO del Post, Fred Ryan, en un memorando. Ryan dijo que Baron "expandió significativamente nuestras áreas de cobertura, inspiró excelentes reportajes, logró una transformación digital asombrosa y aumentó la cantidad de lectores y suscriptores a niveles sin precedentes".

Baron dijo en su mensaje a los periodistas y editores de la redacción del Post que sus experiencias en el periodismo han "sido profundamente significativas, enriquecidas por colegas que me hicieron un mejor profesional y una mejor persona".

"A los 66 años, me siento listo para seguir adelante", afirmó.