RESUMEN-Nominas de pago privadas de EEUU crecen en marzo: ADP

·3  min de lectura
Foto de archivo. Katy McAvoy trabaja en su computador portátil en Grand Rapids, Michigan, EEUU, 2 de marzo de 2021. Foto tomada el 2 de marzo 2021. REUTERS/Emily Elconin/

WASHINGTON, 31 mar (Reuters) - Los empleadores privados de Estados Unidos aumentaron la contratación en marzo a medida que más estadounidenses reciben la vacuna contra el COVID-19, lo que ha empujado a la economía hacia una mayor reapertura, que se espera que libere en los próximos meses una fuerte demanda contenida.

Las nóminas de pago privadas aumentaron en 517.000 puestos de trabajo el mes pasado, mostró el miércoles el Reporte Nacional de Empleo de ADP. Los datos de febrero fueron revisados al alza para mostrar que se crearon 176.000 empleos en lugar de los 117.000 reportados inicialmente.

Economistas consultados por Reuters habían estimado que las nóminas de pago crecerían en 550.000 empleos en marzo.

El reporte de ADP es desarrollado en conjunto con Moody's Analytics.

El reporte tiene pobres antecedentes a la hora de predecir las cifras de nóminas privadas del reporte de empleo del gobierno, que es más detallado y es seguido de cerca, debido a diferencias de metodología. Sin embargo, el incremento de la contratación en marzo está en línea con una reciente mejoría de las condiciones del mercado laboral.

El número de estadounidenses que presentó nuevas solicitudes de beneficios de desempleo ha caído a su menor nivel desde el comienzo de la pandemia de COVID-19 en marzo de 2020. Un reporte del martes mostró que una medición del empleo familiar anotó su mayor repunte en un año en marzo, después de tres meses consecutivos de caídas.

Según un sondeo de Reuters entre economistas, las nóminas no agrícolas probablemente aumentaron en 650.000 puestos de trabajo en marzo, después de aumentar en 379.000 en febrero. El gobierno debe publicar el informe de empleo de marzo el viernes.

El mayor ritmo de vacunación y el enorme paquete de ayuda de 1,9 billones de dólares de la Casa Blanca debido a la pandemia están apuntalando el mercado laboral y la economía en general.

Pero el aumento de nuevas infecciones podría aguar la fiesta. Los nuevos casos de COVID-19 en Estados Unidos crecieron un 9% a más de 431.000 la semana pasada, la primera vez desde enero que los casos han aumentado durante dos semanas seguidas, según un análisis de Reuters de datos estatales y de los condados.

Aún así, los economistas tienen la esperanza de que el mercado laboral haya dado un vuelco después de eliminar puestos de trabajo en diciembre. El paquete de ayuda aprobado este mes está enviando cheques por 1.400 dólares a las familias que cumplen sus requisitos y ha extendido la red de seguridad del gobierno para los desempleados hasta el 6 de septiembre.

El mercado espera que eso impulse el gasto del consumidor a partir de marzo. Además, los estadounidenses han acumulado alrededor de 1,9 billones de dólares en ahorros extra, lo que los economistas esperan que impulse el gasto de los consumidores cuando la economía se reabra completamente este año y hasta bien entrado el 2021, lo que estimulará la demanda por trabajadores.

El presidente del banco de la Reserva Federal de Atlanta, Raphael Bostic, dijo el martes que "un millón de empleos al mes podría convertirse en el estándar durante el verano (boreal)".

Moody's Analytics estima que el crecimiento del empleo podría promediar 414.000 puestos de trabajo por mes este año y 360.000 en 2021, lo que haría que las nóminas volvieran a su pico previo a la pandemia a fines de 2022. El empleo está 9,5 millones de puestos de trabajo por debajo de su máximo de febrero de 2020.

(Reporte de Lucia Mutikani; Editado en Español por Ricardo Figueroa)