RESUMEN: Los nuevos confinamientos por la COVID-19 generan una ola de resistencia en Europa

·3  min de lectura
FILE PHOTO: National lockdown as part of the new COVID-19 measures to fight second wave of the coronavirus disease (COVID-19) in France
FILE PHOTO: National lockdown as part of the new COVID-19 measures to fight second wave of the coronavirus disease (COVID-19) in France

LONDRES, 2 nov (Reuters) - Una ola de confinamientos por COVID ha enfrentado resistencia en Europa y el político británico de derecha que exigió un referendo sobre la salida de Reino Unido desde la Unión Europea está aprovechando el descontento popoular ante una nueva cuarentena para relanzar al Partido del Brexit bajo otro nombre.

Reino Unido, que tiene la mayor cifra oficial de muertos en Europa por COVID-19, está lidiando con más de 20.000 nuevos casos de coronavirus al día. Científicos han advertido que podría superarse el número de 80.000 decesos contemplado en el "peor escenario".

El fundador del Partido del Brexit, Nigel Farage, quien ha sido presentado por sus adherentes como el padrino del movimiento para dejar la Unión Europea, dijo que el primer ministro Boris Johnson ha aterrorizado al Reino Unido para que se someta a una segunda cuarentena por el coronavirus.

"El tema más urgente es la lamentable respuesta del gobierno al coronavirus", dijeron Farage y el presidente del Partido del Brexit, Richard Tice, en un artículo conjunto en The Daily Telegraph en el que anunciaron la creación del partido Reform UK.

"Los ministros han perdido contacto con una nación dividida entre aterrorizados y furiosos. El debate sobre cómo responder al COVID se está volviendo aún más tóxico que el del Brexit".

Farage, quien como líder del Partido del Brexit avivó el rechazo popular a la inmigración, propuso que se cuide a los grupos de mayor riesgo, como enfermos y ancianos, en lugar de realizar una cuarentena, y agregó que no debe tratarse a la gente común como delincuentes por intentar llevar una vida normal y reunirse con su familia en Navidad.

"SITUACIÓN DRAMÁTICA"

Francia, Alemania, Reino Unido, Bélgica, Países Bajos y otros han anunciado nuevas restricciones a los movimientos y reuniones en momentos en que aumentan las infecciones y los hospitales y las unidades de cuidados intensivos se llenan.

Pequeños comerciantes en Francia se han quejado de que se les obliga a cerrar mientras los supermercados pueden vender "productos no esenciales" como zapatos, ropa, productos de belleza y flores porque también venden alimentos.

El ministro de Finanzas francés, Bruno Le Maire, dijo el lunes que los supermercados enfrentarán los mismos límites en la venta de productos no esenciales, pero que los propietarios de tiendas no pueden desafiar las reglas de cierre del gobierno.

La canciller alemana, Angela Merkel, criticó la semana pasada a los populistas que argumentan que el coronavirus es inofensivo.

"Estamos en una situación dramática al comienzo de la temporada fría. Nos afecta a todos, sin excepción", dijo Merkel a la Bundestag, la Cámara baja del Parlamento, agregando que las nuevas restricciones para reducir el contacto social eran "necesarias y proporcionadas".

La semana pasada hubo protestas contra las nuevas restricciones en Italia y se registraron hechos de violencia en Milán y Turín.

Más de 46,37 millones de personas han sido infectadas en el mundo y 1.198.168 han muerto, según un recuento de Reuters.

(Información de corresponsalías de Reuters en el mundo; escrito por Nick Macfie; editado en Español por Ricardo Figueroa)