RESUMEN-Actividad manufacturera EEUU repunta en mayo, abunda escasez de materias primas y mano de obra

·3  min de lectura
Imagen de archivo de chasis de varios modelos de automóviles avanzando por una línea de montaje en la plata de manufacturas de Nissan Motor Co en Smyrna, Tennessee

Por Lucia Mutikani

WASHINGTON, 1 jun (Reuters) - La actividad manufacturera de Estados Unidos se recuperó en mayo debido a que la reprimida demanda en medio de la reapertura de la economía impulsó los pedidos, pero el trabajo sin terminar se acumuló debido a la escasez de materias primas y mano de obra.

El sondeo del Instituto de Gerencia y Abastecimiento (ISM) publicado del martes encontró que las empresas y sus proveedores "continúan con problemas para satisfacer los crecientes niveles de demanda".

Señaló además que "los largos tiempos de entrega récord, la escasez a gran escala de materiales básicos críticos, el aumento de los precios de las materias primas y las dificultades en el transporte de productos continúan afectando a todos los segmentos" de la fabricación.

Según el ISM, el ausentismo de los trabajadores y los cierres a corto plazo debido a la escasez de piezas y de personal continuaron limitando el potencial de crecimiento de la fabricación.

"La sólida demanda es un buen problema, pero esa demanda está presionando cada vez más la capacidad de los fabricantes para mantener el ritmo", dijo Jim Baird, jefe de inversiones de Plante Moran Financial Advisors en Kalamazoo, Michigan.

El índice de actividad industrial nacional del ISM aumentó a 61,2 el mes pasado desde 60,7 en abril, y frente al 60,9 previsto por economistas. Una lectura por sobre 50 indica una expansión en la manufactura, que representa el 11,9% de la economía del país.

Un cambio en la demanda hacia bienes desde servicios a medida que la pandemia de COVID-19 mantuvo a los estadounidenses en casa tensó las cadenas de suministro, con el virus también afectando la mano de obra de fabricantes y proveedores, lo que provocó una escasez de materias primas en todas las industrias.

Más de la mitad de los adultos en Estados Unidos ya están completamente vacunados contra el COVID-19, lo que permite levantar las restricciones a las empresas. Eso y un masivo estímulo fiscal están impulsando la demanda en toda la economía, y no hay indicios de que los cuellos de botella de la oferta estén disminuyendo, aun cuando la demanda vuelve a servicios.

Dieciséis industrias manufactureras, que incluyen muebles, maquinaria, equipo de transporte, productos informáticos y electrónicos y equipos eléctricos, electrodomésticos y componentes, registraron crecimiento en mayo. Solo la impresión y las actividades de apoyo relacionadas registraron contracción.

El subíndice de nuevos pedidos a futuro avanzó a 67,0 desde una lectura de 64,3 en abril y una medida del empleo en las fábricas cayó a un mínimo de seis meses en mayo. Según el ISM, "una abrumadora mayoría" de empresas están contratando o intentando contratar, "y más del 50% de ellas expresan dificultad para hacerlo".

La mano de obra es escasa pese a que casi 10 millones de estadounidenses están oficialmente desempleados. Las generosas prestaciones por desempleo financiadas por el gobierno, los problemas con el cuidado de los niños y los temores de contraer el virus, así como jubilaciones relacionadas con la pandemia, han sido culpadas de mantener a los trabajadores en casa.

La falta de trabajadores y la escasez de materias primas, provocaron un aumento adicional de la acumulación de trabajos pendientes, con grandes retardos en las entregas durante mayo. El índice de entregas de proveedores subió a 78,8, la lectura más alta desde abril de 1974 y siguió a 75 en abril.

(Reporte de Lucia Mutikani, Editado en Español por Manuel Farías)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.