Restricciones por el coronavirus: las nuevas limitaciones que rigen en la provincia de Buenos Aires

El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y su jefe de Gabinete, Carlos Bianco, establecieron nuevas restricciones en distintos municipios de la provincia
Mauro V. Rizzi

LA PLATA.- Cada vez son más los municipios de la provincia de Buenos Aires que se cierran de manera drástica para evitar el colapso sanitario. De acuerdo con las nuevas disposiciones provinciales, 47 comunas están en rojo, en la fase dos de riesgo epidemiológico. Son una docena de municipios del interior que se suman a los de mayor riesgo del AMBA.

General Las Heras, Chacabuco, Castelli, Carmen de Areco, Cañuelas, Campana, Brandsen, Bahía Blanca, Bolívar, General Villegas, Zárate, Marcos Paz, son los municipios que se agregan a los 35 distritos de riesgo más alto del Gran Buenos Aires.

Elecciones: qué se juega Horacio Rodríguez Larreta en las legislativas

En estas 47 comunas no solo están suspendidas las clases presenciales, se incorporaron además otras restricciones. En tanto, se multiplican bocinazos y protestas públicas, como la registrada el sábado pasado en esta capital, frente a la gobernación.

El gobierno de Axel Kicillof defiende el endurecimiento de medidas para frenar el avance del coronavirus
El gobierno de Axel Kicillof defiende el endurecimiento de medidas para frenar el avance del coronavirus


El gobierno de Axel Kicillof defiende el endurecimiento de medidas para frenar el avance del coronavirus

Las medidas, una por una, de la fase dos:

  • Educación. Están prohibidas las clases presenciales y las “actividades educativas no escolares presenciales” en todos los niveles y modalidades, salvo la educación especial. También deben cerrar los Jardines Maternales y Centros de Atención de Desarrollo Infantil (CADI).

  • Comercios. No se puede ingresar a los comercios minoristas de venta de ropa, calzado, juguetes ni “otros rubros”.

  • Deportes. No están permitidas prácticas recreativas de deportes de contacto al aire libre. Tampoco, las actividades deportivas o recreativas con o sin contacto al aire libre o en espacios cerrados de más de diez personas. Las prácticas de deportes sin contacto en espacios cerrados quedaron prohibidas, al igual que los gimnasios y la práctica de natación en espacios cerrados. Es decir, solo quedaron habilitadas las prácticas deportivas al aire libre y de un máximo de diez personas, siempre que no sean deportes de contacto.

  • Gastronomía. No se puede ingresar a los restaurantes y bares, que permanecerán abiertos hasta las 19 solo para atender al aire libre o en las veredas.

  • Shoppings. Los shoppings no abrirán sus puertas.

  • Religión. Los templos y las iglesias deben permanecer cerradas. No está permitida la celebración de ritos religiosos en espacios cerrados, aunque sean con ventilación natural. Sí están permitidos los “eventos culturales, sociales, recreativos o religiosos en espacios públicos al aire libre con una concurrencia máxima de diez personas”.

  • Reuniones sociales. No están permitidas las reuniones sociales en domicilios particulares. Tampoco, las reuniones de más de veinte personas al aire libre en espacios públicos (sí habilitadas en fase 4 y 5).

  • Actividades culturales. Están prohibidos los talleres culturales, tanto al aire libre como en espacios cerrados. Y las artes escénicas, con o sin asistencia de espectadores. Los cines, museos y bibliotecas están cerrados.

  • Fiestas y viajes de egresados. También están prohibidas las discotecas y los salones de fiestas y los viajes grupales o de egresados.

En estos municipios- al igual que en resto de la provincia- todos los comercios deben cerrar a las 19. Y no se puede circular desde las 20 hasta las 6 de la mañana.

El resto de los 88 municipios están en fase tres y cuatro. La principal diferencia con radica en que allí las clases presenciales no están suspendidas.

Las clases presenciales están prohibidas en los distritos bonaerenses que están en fase 2
Tomas Cuesta / LA NACION


Las clases presenciales están prohibidas en los distritos bonaerenses que están en fase 2 (Tomas Cuesta / LA NACION/)

Fase tres

La mayoría de las comunas están en fase tres: son 52 sobre un total de 135 comunas del territorio bonaerense.

Nueve de Julio, González Chaves, Alberti, Alsina, Azul, Balcarce, Bragado, Chascomús, Chivilcoy Colón, Rosales, Dorrego, Pringles, Suárez, Daireaux, Dolores, Florentino Ameghino y General Alvarado están en esta situación.

También, General Alvear, General Belgrano, General Lamadrid, General Paz, General Pueyrredón, Junín, La Costa, Alem, Lincoln, Magdalena, Maipú, Mercedes, Monte, Navarro, Necochea, Olavarria, Pehuajó, Pergamino, Pinamar, Puán, Roque Pérez, Rauch, San Antonio de Areco, San Cayetano, San Nicolás, San Pedro, Suipacha, Tandil, Tornquinst, Trenque Lauquen, Tres Arroyos, Tres Lomas, Villa Gesell y Villarino.

Mar del Plata seguirá en fase tres, pese a que en un primer momento se sostuvo que pasaba a fase dos
Mauro V. Rizzi


Mar del Plata seguirá en fase tres, pese a que en un primer momento se sostuvo que pasaba a fase dos (Mauro V. Rizzi/)

En los municipios que están en fase tres las restricciones se centran en cines, bibliotecas, espacios culturales y museos; las prácticas de deportes en lugares cerrados, natatorios, discotecas, celebración de ritos en lugares cerrados (aunque sean con ventilación natural), encuentros familiares de más de veinte personas, y viajes grupales. Las reuniones en casas de familia son solo hasta diez personas.

A diferencia de la fase dos, en fase tres los comercios pueden atender una hora más (deben cerrar a las 20) y los bares y restaurantes pueden abrir hasta las 23.

Fase cuatro

Quedan 36 municipios en fase cuatro que mantienen mayores actividades abiertas. En cuanto a horarios, todos los comercios, bares y restaurantes podrán estar abiertos hasta la medianoche en estos distritos. Son Veinticinco de mayo, Arrecifes, Benito Juárez, Ayacucho, Baradero, Capitán Sarmiento, Carlos Casares, Carlos Tejedor, General Arenales, General Guido, Madariaga, Lavalle, Pinto, Viamonte, Guaminí, Hipólito Yrigoyen, Laprida, Las Flores, Lezama, Lobería, Lobos, Mar Chiquita, Monte Hermoso, Carmen de Patagones, Pellegrini, Pila, Punta Indio, Ramallo, Rivadavia, Rojas, Saavedra, Saladillo, Salliquelló, Salto, Tapalqué y Tordillo.

Ya no hay municipios en fase 5, donde la vida era casi normal, como antes de la pandemia.

Tordillo fue la última de las comunas de la provincia de Buenos Aires en perder este privilegio.

Las nuevas restricciones surgen de un decreto del gobernador y una resolución del jefe de Gabinete, Carlos Bianco, publicada ayer en el Boletín Oficial.

La provincia espera que los 135 municipios apliquen multas de hasta 3 millones de pesos para evitar que se propague la pandemia. Cada una de las comunas debe adherir a la norma propuesta por Axel Kicillof y tendrá a su cargo el poder de policía para sancionar a los incumplidores.