La respuesta de EE.UU. ante las destituciones determinará la situación de El Salvador

·3  min de lectura

San Salvador, 13 may (EFE).- La respuesta que Estados Unidos traslade en los "próximos días o semanas" a El Salvador tras la destitución de cinco magistrados constitucionales y del fiscal general determinará la situación económica, política y social del país centroamericano, según indicaron este jueves dos expertos.

Ricardo Castaneda, coordinador para El Salvador del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (Icefi), señaló que la respuesta del Gobierno de Joe Biden "puede ser un abanico que va desde situaciones individuales hasta sanciones que pueden complejizar (complicar) y comprometer a toda la población".

Indicó que, por ejemplo, "una sanción que tenga que ver con el tema de las remesas sería devastadora para el país".

Castaneda explicó, durante el foro virtual "Escenarios económicos por la inestabilidad democrática en El Salvador", que en términos globales las remesas representan el 20 % del producto interno bruto (PIB), representa una tercera parte en los ingresos de los "hogares en general" y en hogares del área rural llegan a representar hasta un 50 %".

"No es que nosotros (los economistas) estemos recomendando que eso se haga (sanción en remesas), sino que lo que se pretende es que la ciudadanía debe de saber qué es lo que puede pasar y cuáles serían las implicaciones", dijo el economista.

El lunes, el enviado especial de EE.UU. para el Triángulo Norte de Centroamérica, Ricardo Zúñiga, llegó a El Salvador para sostener diversas reuniones para "entender y esclarecer lo sucedido el 1 de mayo", día en que la nueva Asamblea Legislativa, de amplía mayoría oficialista, decidió, en una primera acción, destituir a los cinco jueces de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema y al fiscal general Raúl Melara.

Zúñiga regresó el miércoles al país norteamericano para informar a los "diferentes actores", entre estos a la Casa Blanca, sobre la situación de El Salvador tras la destitución de magistrados constitucionales y del fiscal general.

El diplomático señaló en una breve declaración a la prensa que "después de tener conversaciones claras y entender el contexto mejor, voy a volver a los Estados Unidos y platicar con diferentes actores, con el Congreso, con la Casa Blanca y con el Departamento de Estado para poder determinar los próximos pasos".

Estados Unidos es el país que más ha criticado las destituciones y su misión diplomática en El Salvador no atendió el llamado a una reunión con el presidente Nayib Bukele con embajadores para justificar las destituciones y en la que dijo a los representantes que "están mal informando a sus países".

ATENCIÓN AL ACUERDO CON EL FMI

Rommel Rodríguez, coordinador de Macroeconomía y de Desarrollo de la Fundación Nacional para el Desarrollo (Funde), apuntó que "en este punto de la situación en El Salvador se debe de tener especial atención a los acuerdos que se tomen en las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional", organismo con el que el Gobierno analiza un préstamo por hasta 1.400 millones de dólares.

"Este acuerdo que se está discutiendo con el FMI no es cosa menor, por ello se debe de analizar cuáles podrías ser los efectos nocivos para la población cuando esto se concrete", sostuvo.

El Salvador se ha adentrado en una crisis política desde que el 1 de mayo el oficialismo tomara las riendas del Parlamento para el periodo 2021-2024 y, como primera acción, votara la destitución de los magistrados y del fiscal general, con los que el presidente Bukele tuvo enfrentamientos durante el último año.

Tras conocerse la destitución, la Sala de lo Constitucional emitió un fallo declarando inconstitucional la votación en su contra, acción que diversos abogados consideran que anula la votación.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.