EEUU: La Fed aplica su mayor aumento de tasas desde 1994

·3  min de lectura
El presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, habla durante una conferencia de prensa en el edificio de la Junta de la Reserva Federal, el miércoles 15 de junio de 2022, en Washington. (AP Foto/Jacquelyn Martin) (ASSOCIATED PRESS)

WASHINGTON (AP) — La Reserva Federal de Estados Unidos intensificó el miércoles su combate a la inflación al elevar su tasa de interés referencial en tres cuartos de punto —su mayor aumento desde 1994—, e indicó que habrá futuros incrementos como parte de su estrategia para enfriar la economía sin provocar una recesión.

El aumento inusualmente grande se aplicó después de que datos dados a conocer el viernes mostraban que la inflación en Estados Unidos subió el mes pasado a su cifra más elevada en cuatro décadas, de 8,6%, un sorpresivo salto que provocó el nerviosismo en los mercados financieros sobre cómo respondería la Fed. La tasa referencial a corto plazo del banco central, que incide en muchos créditos personales y comerciales, ahora se ubicará en un rango de 1,5% a 1,75%, y miembros de la Fed pronostican que ese rango se duplicará hacia finales del año.

“Pensamos que era necesario tomar medidas contundentes en esta reunión, y fue lo que hicimos”, dijo el presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, en una conferencia de prensa en la que subrayó el compromiso del banco central de hacer lo necesario para lograr que la inflación disminuya a la tasa objetivo de la Fed del 2%, incluso si eso resulta en un ligero aumento en la tasa de desempleo.

El funcionario indicó que era imperativo superar el incremento de medio punto que la Fed había señalado previamente, debido a que la inflación estaba creciendo más de lo anticipado, afectando particularmente a los estadounidenses de bajos ingresos y afianzando la percepción pública de que no habrá una solución sencilla a un alza de precios persistentemente alta.

Powell declaró que es posible que se ordene otro aumento de tres cuartas partes de punto en la próxima reunión de la Fed a finales de julio en caso de que las presiones inflacionarias sigan siendo altas, aunque aclaró que este tipo de incrementos no serían comunes. Dijo que la economía es lo suficientemente sólida para resistir las tasas de interés más altas sin caer en una recesión, una posibilidad que cada vez preocupa más a los economistas.

Algunos analistas financieros insinuaron que Powell encontró el equilibrio correcto para tranquilizar a los mercados, que cerraron el miércoles con ganancias. “Dejó en claro que ‘queremos reducir la inflación’, pero también dejó en claro que ‘queremos que se logre sin sobresaltos’", dijo Robert Tipp, director de estrategias de inversión en PGIM Fixed Income.

De cualquier forma, la medida de la Fed del miércoles es un reconocimiento de que le está costando trabajo frenar el ritmo y la persistencia de la inflación, la cual está siendo impulsada por un sólido mercado laboral, afectaciones en las cadenas de suministro relacionadas con la pandemia de COVID-19 y los crecientes precios de la energía, que se han agravado por la invasión de Rusia a Ucrania.

Algunos analistas acogieron la postura más agresiva del banco central.

“Mientras más haga la Fed en estos momentos, tendrá que hacer menos más adelante”, dijo Thomas Garretson, estratega de cartera en RCB Wealth Management.

Matthew Luzzetti, director de asuntos económicos para Estados Unidos en Deutsche Bank, dijo que Powell hizo lo correcto al reconocer que un aumento más rápido de las tasas causará penurias a los consumidores. “Reducir la inflación será un recorrido más turbulento del que habían anticipado anteriormente”, declaró.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.