RESEÑA | Encanto: La magia regresa a Disney

·6  min de lectura
RESEÑA | Encanto: La magia regresa a Disney
RESEÑA | Encanto: La magia regresa a Disney

Uno de los recuerdos infantiles que se ha mantenido arraigado en mi memora, son los fines de semana en donde la única preocupación era sentarme a mirar Disney Channel para ver alguna de mis películas favoritas y siempre era recibida por la intro de “El Maravilloso Mundo de Disney” que, si mi mente no me engaña, también apareció en algunas de las cintas en físico, ya sea DVD o aquel artefacto olvidado llamado VHS.

Sigue leyendo: Encanto ya tiene calificación de la crítica

En esta introducción aparecía el ya famoso castillo que también es el logo de la compañía, pero en cada uno de los pisos a través de las ventanas se veía a alguno de los personajes de sus películas clásicas, y hasta arriba estaba Mickey con su sombrero de mago. Este fragmento siempre me erizaba la piel, y sabía que estaba a punto de enfrentarme a una nueva aventura. Esa versión de Mickey en particular, surgió de un proyecto fílmico de 1940 que fue totalmente revolucionario.

Fantasía (96%) era una producción en donde, a lo largo de dos horas, se mostraban fragmentos animados acompañados por una orquesta en vivo; en una de las primeras animaciones se presenta al popular ratón como ayudante de un mago malencarado. Cuando el mago sale de su choza, Mickey se pone el sombrero y surge la magia. Un encanto que parecía irrepetible. El juego del protagonista con la escoba hasta el momento de la inundación siempre generó algo emocionalmente.

A pesar de que la magia nunca caducó en las cintas de Disney, en la mayoría tiene algún lugar, jamás volví a sentir el hormigueo que provocó ese momento particular de Fantasía – quizá un poco la escena de La Bella Durmiente (92%) en donde las hadas madrinas vuelven a usar sus varitas después de mucho tiempo y Primavera aprovecha la magia para limpiar la pequeña cabaña –. Hasta hace poco pensé que sería imposible experimentar esa emoción otra vez, pero me encontré con Encanto (98%).

Continúa con: Encanto ya tiene primeras reacciones de los críticos

La nueva película de Disney está llena de magia, pero a pesar de no ser exactamente al mismo estilo de Fantasía – ¿será casualidad la similitud entre títulos? – la emoción y la piel erizada se hicieron presentes otra vez. Dirigida por Byron Howard (Zootopia (98%), Bolt: Un Perro Fuera de Serie (89%)) y Jared Bush (guionista de Moana: Un Mar de Aventuras (96%)), la cinta ha sido considerada, previo a su estreno, como la Coco (97%) de Colombia, sin embargo, la única similitud que existe en ambas es que representan a la cultura latinoamericana.

Encanto presenta a los Madrigal, una de las familias más importantes de un pueblo de Colombia que se destaca porque cada miembro, a cierta edad, recibe un regalo que es en realidad un don. Todos los integrantes de la familia usan el don que recibieron para ayudar al pueblo a prosperar, así vemos una fuerza física extraordinaria, el control de las flores, hablar con los animales, curar a través de la comida – una idea muy de mamá latina –, e incluso controlar el clima.

Estos regalos los otorga un milagro, una veladora que acompañó a la abuela Alma (María Cecilia Botero) desde que huyó de la guerrilla con sus tres bebés y no se ha apagado desde entonces, mismo que mantiene con “vida” a Casita, el lugar en donde vive la familia. Para la abuela, cada don es un orgullo en la familia, sin embargo, Mirabel (Stephanie Beatriz), la protagonista, no recibió ningún don.

A lo largo de la cinta destaca el realismo mágico – aspectos irreales o fantásticos que se muestran como algo ordinario –, mariposas doradas como referencia a la literatura de Gabriel García Márquez , atuendos típicos de distintas regiones de Colombia, alimentos como arepas, panela (piloncillo) o café, y obsequios populares como las canastas llenas de dulces que comúnmente se les da a los ahijados. A pesar de que cada personaje es diferente, destacan rasgos físicos que resultan comunes entre los habitantes del país (como los ojos, por ejemplo).

Te puede interesar: Encanto: Fantasía y realismo mágico en el trailer oficial de la cinta animada de Disney

Lo interesante de Encanto es cómo se hace uso del concepto de la familia, desde lo visual hasta su mensaje. Es de destacar que la estructura de Casita parece que hace referencia a un árbol familiar o genealógico, además, a pesar de ser todos parte de una familia, propone a cada personaje como un ser independiente y completamente diferente uno del otro cada uno con su propio mundo y su propia perspectiva de la vida y, aunque pareciera que son el clan perfecto, también tienen sus conflictos.

De hecho, Mirabel al no contar con un don se siente excluida, y el espectador es testigo de ello. La protagonista hace de todo para encajar, pero no logra hacerlo. Y más allá de la magia, los colores y la aventura, es una historia completamente honesta que expone conflictos familiares reales e incluso se menciona una frase que podría ser el centro de todo: “todo lo roto puede repararse”, refiriéndose a lo material y a lo emocional. Resulta interesante que la película no tiene un villano, aunque sí sus misterios; todo queda dentro del núcleo familiar.

A pesar de que el concepto "Familia" es de lo más usado, Encanto (98%) consigue ser única en su propuesta. De hecho, podría convertirse en algo mucho más íntimo para el espectador por el hecho de que alguna situación podría recordarle a su propia historia. La película demuestra que cualquier tipo de fractura en las relaciones humanas pueden suceder, y con su mensaje invita a una reflexión introspectiva sobre esos dolores emocionales que se van arrastrando y una vez resueltos todo lo demás mejorará.

No dejes pasar: Los lanzamientos del Disney Plus Day están entre los títulos más vistos en la plataforma

Pero más allá del gran mensaje, hay otro elemento que es importante destacar de esta cinta animada: su música. Sin duda, una representación de Colombia estaría incompleta si no se hacen presentes esas melodías que mueven fibras, pero, sobre todo, logran que hasta el más serio comience a mover los hombros y los pies. Cada canción está llena de alegría, son trascendentes, inolvidables, llenas de energía y, sobre todo, potencia.

Cada tema logra una mancuerna extraordinaria con el momento que se está viviendo. Además, la pluma de Lin-Manuel Miranda (El Regreso de Mary Poppins (74%), Hamilton (100%), En el barrio (95%)) en la composición musical es notable después de haberlo escuchado por primera vez – en mi caso, resultó fácil reconocerlo gracias a Hamilton (100%) –. Hay una canción en particular que interpreta el personaje de Isabela (Diane Guerrero) en donde el autor hace presente un momento en el que el tema ya implica mucha energía, y aún así llega a un punto en donde es prácticamente una explosión como en “Wait For It” del musical que mencioné líneas arriba.

Dejándome llevar por lo que Encanto generó en mí, me quedo con lo siguiente: hasta la “familia ideal” es imperfecta, esta película no sólo será una de las mejores representaciones de Colombia a nivel mundial, sino también una de las mejores representaciones de Latinoamérica en general, y finalmente, Encanto (98%) sin duda alguna se convertirá en un clásico de Disney.

También puede interesarte: Los "Dones" de Encanto

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.