Regreso a los fichines: Probamos el control Ego Stick Arcade de Mad Catz

·5  min de lectura
Este es el control EGO Stick Arcade de Mad Catz, compatible con PS4, Xbox One, PC y Nintendo Switch
Este es el control EGO Stick Arcade de Mad Catz, compatible con PS4, Xbox One, PC y Nintendo Switch

“Un día jugamos la última ficha y no regresamos más” reza un meme que circula en las redes, rememorando aquellas tardes de fines de semana, en la adolescencia, que pasábamos jugando en los fichines, maquinitas o casas de videojuegos.

Si bien la época de gloria de estos gigantes muebles que fueron los hogares de los primeros juegos de combate y arcade ya pasó, se encuentran en el mercado algunos accesorios para revivir esas experiencias en la comodidad de nuestro hogar utilizando una PC o consolas de videojuegos.

Uno de ellos es el control Ego de Mad Catz, una base con la típica palanca con bolita y ocho botones de acción.

WhatsApp permitirá migrar el historial de chats a otro número de teléfono

Un mando robusto y de buena calidad

Una cosa es ver la caja en fotografías y otra es recibirla en tu casa para realizar la prueba. Y es que, luego de desembalar el producto, tomamos dimensión de las proporciones del Ego de Mad Catz: es tan grande como una Xbox One X o una Playstation 4 Pro y casi igual de pesado.

La robustez del Ego es uno de sus puntos para destacar. Esta característica, junto con los topes de goma que se encuentran debajo de la base, le brinda estabilidad ante los bruscos movimientos que podemos realizar con la palanca (los invito a recordar la época de los fichines y como sacudíamos estos trastos).

Sobre su base, el control luce una palanca con la clásica bolita que oficia de agarre, acompañado de ocho botones de acción que se destacan por indicar, a modo de referencia, los botones que representan en las consola: triángulo, círculo, cuadrado y equis, más los gatillos de Playstation y A, B, C, D y sus correspondientes gatillos de la Xbox One.

En el borde superior se encuentra una línea de controles que, entre otras cosas, permiten retroceder, volver al menú principal, ir al menú de opciones y cambiar la configuración del control tal y como veremos más adelante.

Este es el control EGO Stick Arcade de Mad Catz, compatible con PS4, Xbox One, PC y Nintendo Switch
Este es el control EGO Stick Arcade de Mad Catz, compatible con PS4, Xbox One, PC y Nintendo Switch


Este es el control EGO Stick Arcade de Mad Catz, compatible con PS4, Xbox One, PC y Nintendo Switch

Como conectarlo a la PC y la consola

El Ego es compatible con Windows y solo basta con conectarlo por USB. En las consolas, el proceso es un poco más complejo, dado que no es plug & play.

Para comenzar habrá que retirar una tapa que se encuentra en el frente de la base y que sirve para alojar los cables. El primer cable deberá ser conectado en el puerto USB en el frente de la consola. Luego de que se enciende la luz de LED roja en el Ego, tendremos que presionar el botón de “sincronización”, para después conectar un segundo cable USB al conector Micro USB del mando inalámbrico de la consola. Luego de todo este proceso, el control ya estará listo para usarse.

Como habrán observado, realizar la conexión es algo tedioso y demanda dejar el control de la consola encendido. Lo bueno es que, realizado el proceso, no sufrimos desconexiones o desvinculaciones del dispositivo.

Dependiendo del juego que queramos disfrutar y los comandos que queramos mover, tendremos que cambiar una perilla, con la que indicaremos cuáles de los dos analógicos queremos controlar o si utilizaremos el direccional. Claro que, como explicaremos mas adelante, los juegos que requieran mover el personaje con un comando y controlar la cámara con otro quedarán excluidos de la experiencia.

Este es el control EGO Stick Arcade de Mad Catz, compatible con PS4, Xbox One, PC y Nintendo Switch
Este es el control EGO Stick Arcade de Mad Catz, compatible con PS4, Xbox One, PC y Nintendo Switch


Este es el control EGO Stick Arcade de Mad Catz, compatible con PS4, Xbox One, PC y Nintendo Switch

Golpes y combos

El Ego, al igual que este tipo de controles, está pensado principalmente para juegos de lucha y títulos tipo arcade; principalmente aventuras pasa pantallas. Es oportuno decir que, al contar solo con una palanca, no es recomendable usarlo en juegos que necesiten la utilización de las dos palancas analógicas, como por ejemplo los títulos de acción en primera o tercera persona tipo Warzone, Fortnite o Assassin’s Creed, por solo nombrar algunos.

Aclarado el punto anterior, el Ego es compatible PC y las consolas Playstation 4, Xbox One y la Nintendo Switch. Una mala noticia es que no es compatible con las nuevas consolas como la Playstation 5 y las Xbox Series X/S, lo cual hace que la propuesta no sea escalable si es que el usuario salta de generación de consola.

En las pruebas que realizamos el control se comportó de forma excelente. En la Xbox One X lo probamos con el juego de lucha Mortal Kombat 11 Ultimate, ofreciendo un extra de jugabilidad. El mando se mueve como pez en el agua y el Mortal Kombat parece haber sido diseñado para ser jugado con estos controles; la diferencia es sustancial con respecto al mando convencional.

Para probarlo en PC lo conectamos a una Asus Zenbook con procesador Intel Core i7 de 11ma generación. Aprovechamos el servicio Game Pass de Microsoft y bajamos el genial Ori and the will of the wisps, un juego pasa pantalla (de tipo saltar y pegar). El resultado: excepcional y muy gratificante.

En Playstation también funcionó perfectamente luego de hacer el enlace con el DualShock 4. En la consola de Sony pasamos algunas pantallas del Unravel de Electronic Arts.

Creeper: el inocente primer gusano informático de la historia cumple 50 años

En conclusión

El Ego de Mad Catz nos permitió realizar un viaje en el tiempo y revivir viejas épocas en los fichines. En la experiencia resultó un control ideal, principalmente para los juegos de peleas como Mortal Kombat o Street Fighter, siendo muy fácil la realización de combos y movimientos especiales. También disfrutamos de los juegos de aventuras. Otra para destacar: gracias a sus buenos materiales de construcción pasó la prueba con los niños de la casa, cuestión no menor.

Las contras del mando tienen que ver con su falta de compatibilidad con las consolas de nueva generación y la complejidad de la conexión cada vez que lo queremos usar, sobre todo en una época donde estamos acostumbrados a “enchufar y usar”.

El Ego Arcade Stick ya se consigue en la Argentina a 29.200 pesos.