Recuerdan a Sheinbaum que CDMX es santuario para migrantes

·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 25 (EL UNIVERSAL).- El senador Emilio Álvarez Icaza exhortó a la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum a atender la emergencia humanitaria que se vive con el éxodo de migrantes haitianos y de otros países en la capital del país y no negar servicios de albergues, alimentación y médicos a cientos de mujeres, niños y jóvenes que se encuentran en tránsito por la capital del país.

"Hago un atento llamado al gobierno de la Ciudad de México para incrementar la atención a la población migrante y que está llegando, en particular la población haitiana. Hay más de 600 migrantes afuera de las oficinas de la Comar, acá en la Ciudad de México, familias de haitianos y haitianas y niños que no tienen dónde dormir", apuntó.

Lamentó la decisión de Sheinbaum de no habilitar albergues para estos cientos de migrantes y le recordó que la Ciudad de México ha sido declarada una ciudad santuario.

"El gobierno de la Ciudad ha hecho algunos esfuerzos en esta materia y reiterar que es indispensable una atención humanitaria, se han hecho esfuerzo, pero quiero insistir en el llamado a la Jefa de Gobierno, al secretario de Gobierno, el Senador con licencia, Martí Batres, acá está el Senador César Cravioto en su representación, y su representación propia, para que el gobierno de la Ciudad brinde asistencia humanitaria a esta población", dijo el legislador.

"Hemos sido testigos de situaciones muy dramáticas, de nacimientos de niños y niñas que por derecho son ya mexicanos y mexicanas, y el Estado mexicano tendría que proveer las condiciones de atención humanitaria", lamentó.

El senador sin partido destacó que la población civil ha empezado a llevar cobijas, agua, alimentos, pero se requiere del músculo del Estado, sobre todo de una ciudad que tiene un compromiso democrático con los derechos de las personas en situación de movilidad.

Por su parte, la senadora por Morena, Martha Guerrero Sánchez exhortó a la Secretaría de Gobernación a instruir a las autoridades correspondientes, en especial al Instituto Nacional de Migración, a garantizar un trato digno en todo momento a las niñas y niños migrantes.

Recordó que según datos de la Unidad de Política Migratoria de la Secretaria de Gobernación, las autoridades migratorias detectaron 18,300 niñas y niños extranjeros (proveniente de países del Triángulo Norte de Centroamérica: Guatemala, Honduras y El Salvador) en territorio mexicano.

Las niñas y niños migrantes corren el riesgo de sufrir hambre y frío en su trayecto, de padecer enfermedades, sin tener acceso a servicios de salud, de ser explotados por el crimen organizado y de ser detenidos, además de otros tipos de violencia y discriminación por parte de la población de los lugares que atraviesan.

Todas estas situaciones tienen graves consecuencias para su salud mental y su bienestar. El aumento de niños migrantes en México ha crecido espectacularmente desde el inicio del año 2021 pasando de 380 a casi 3500 en tres meses, un incremento nueve veces superior, informó el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.