Las recuerdan y piden justicia

·1  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 1 (EL UNIVERSAL).- Las ofrendas de Día de Muertos para Fernanda, Verónica y Beatriz no solamente tienen las fotografías de las tres jóvenes que murieron asesinadas en calles de Naucalpan y Tlalnepantla, también tienen en común que las investigaciones no avanzan y los culpables están impunes, señalan madres, padres y hermanos de las mujeres profesionistas.

El asesino de Fernanda sigue libre

Alitas, una quesadilla, agua, una cuba de frambuesa y sushi son parte de la ofrenda de Fernanda Sabalza, estudiante de pedagogía quien murió a los 19 años el 20 de junio pasado, luego de que ese sábado salió de su casa en Azcapotzalco a ponerse uñas y su cuerpo fue encontrado en Los Reyes Ixtacala, en Tlalnepantla, Estado de México.

A cuatro meses del homicidio de Fernanda no hay avances en la investigación ni detenidos, por lo que su asesino sigue libre, lamenta Mauricio, padre de la joven que además dejó un niño.

Este sábado, familiares y amigos de Fernanda partieron de la explanada de la alcaldía Azcapotzalco para llegar a la avenida Somex, en Los Reyes Ixtacala, donde pusieron una ofrenda en el sitio donde la joven fue asesinada.

"¡Justicia para Fernanda!" fue el grito que externaron los familiares y amigos de la estudiante durante su recorrido.

A cuatro meses del homicidio, los acompañantes caminaron varios kilómetros por más de dos horas para llegar al punto donde Fernanda fue acribillada por un hombre que está libre.