Recluta policía comunitaria a más menores a sus filas

·2  min de lectura

CHILPANCINGO, Gro., abril 11 (EL UNIVERSAL).- En la comunidad de Ayahualtempa, en el municipio de José Joaquín Herrera, más de 200 integrantes de la Policía Comunitaria de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC) marcharon por las calles de la comunidad, con niños portando armas para conmemorar el asesinato del líder revolucionario Emiliano Zapata.

En la movilización, fue notoria la participaron niños armados, quienes denunciaron que siguen abandonados por las autoridades y acosados por la organización criminal de Los Ardillos, además de que exigieron a las autoridades atender a las víctimas de la masacre de 10 músicos, ocurrida hace un año.

Los integrantes de las CRAC demandaron justicia por los 18 muertos y 14 desaparecidos que ha habido en los municipios de Chilapa y José Joaquín de Herrera, producto de los enfrentamientos contra el grupo criminal de Los Ardillos.

Hace más de un año, 19 niños de los municipios de Chilapa y José Joaquín de Herrera fueron presentados como nuevos integrantes de la CRAC, luego de que 10 músicos y trabajadores del grupo Sensacion Musical de la comunidad de Alcozacán, Chilapa, fueran masacrados presuntamente por Los Ardillos, según la Fiscalía General del Estado (FGE).

Este sábado se sumaron otros 34 menores, entre ellos, una niña de nueve años. Los demás nuevos integrantes tienen de 7 a 11 años de edad, según informaron los coordinadores de la CRAC.

El integrante del Consejo de la policía comunitaria, Bernardino Sánchez Luna, aseguró que ningún candidato a alcaldía ni a gubernatura ha ido a la comunidad de Rincón de Chautla, en Chilapa, ni a Ayahualtempa y Amatitlán, de José Joaquín de Herrera.

Sánchez Luna advirtió que si en los próximos días el gobierno estatal o federal no atiende el llamado de sus pueblos, no participarán en la elección del 6 de junio e impedirán la instalación de casillas.